Puede que a Kiko Hernández le haya dado el 'zasca' de su vida Cristina Pedroche (a propósito de su posible embarazo), pero el colaborador de 'Sálvame' no ha perdido su chispa y su peculiar forma de salirse por la tangente cuando le preguntan por un tema que no quiere tocar. Con la sexta edición de 'Gran Hermano VIP' en el horizonte, Paz Padilla ha querido saber si Kiko estaría dispuesto a volver a encerrarse en una casa durante tres meses. Vaya, que le ha preguntado directamente si está pensando en acudir como concursante a esta nueva edición de la versión 'deluxe' de 'Gran Hermano'.

Artículo relacionado

¿Y qué es lo que ha dicho que nos ha dejado con la oreja detrás de la oreja? "Yo, como Bárbara Rey (quien ha dejado caer que quiere ir a 'GH VIP 6' pero con condiciones), hay ciertos temas de los que no voy a hablar", ha querido zanjar el tema. ¡Pero Kiko! Vaya, que esto es un 'tendréis que esperar para saber la decisión final'. ¿Nos gustaría que el colaborador participase en el reality? Por supuesto. No solo porque Kiko es todo un animal televisivo, sino porque ya vivió esta experiencia, aunque cuando era anónimo, en la casa de 'Gran Hermano 3'. Un programa que no ganó pero que le abrió las puertas de una más que exitosa carrera televisiva.

Dieciséis años desde que Kiko llegó a nuestras vidas

El filón de Kiko en 'Gran Hermano VIP 6' sería indudable ya que este formato, en versión famosos, es la tabla de salvación de este reality tras perder fuelle en su opción con anónimos. Aunque parezca mentira, ya son más de quince años los que han pasado desde que Kiko entrara en su edición de 'GH', abandonando así su trabajo en una inmobiliaria de Madrid y convirtiéndose en toda una estrella televisiva. Tras quedar tercer finalista en 'Gran Hermano 3', Kiko comenzó una carrera como colaborador que le ha llevado a ser una de las piezas fundamentales de los programas de más éxito de Mediaset. ¿Sucumbirá de nuevo a los encantos del formato que lo vio nacer, televisivamente hablando?