La imagen de Isabel Preysler (73 años) se ha visto muy deteriorada tras su polémica ruptura con Mario Vargas Llosa (86 años). La socialité presumía de tener una figura impecable, pero las filtraciones de un lado y de otro, sumado a las declaraciones de los hijos del escritor que no la dejan en un buen lugar, han propiciado que Isabel se encuentre en una situación muy delicada de cara al público.

Con el único objetivo de dejar pasar el tsunami mediático, la socialité se refugiaba en el cariño de sus hijos y reducía al mínimo su vida social, un silencio que rompía hace solo unos días Julio Iglesias. Para sorpresa de todos, el cantante salía en defensa de la madre de sus hijos: "Como madre es ejemplar, cariñosa y generosa, y como mujer, un diez y una maestra de la vida, y eso lo sabemos las personas con valores que hemos compartido su vida. Siempre tendrá mi apoyo y mi cariño".

Artículo recomendado

Isabel Preysler no se calla y lanza la pulla definitiva con la que olvida para siempre a Mario Vargas Llosa

Isabel Preysler y Vargas Llosa collage

Tras las declaraciones de su padre a la revista ¡Hola!, hoy ha sido el turno de Julio José (50 años). El artista aterrizaba en Madrid en compañía de su novia Vivi Domenico y la pregunta era obligada. Aunque en un principio no ha querido entrar en ninguna polémica y se ha mostrado un tanto desubicado con las últimas novedades, sí ha confirmado que sus padres mantienen una buena relación desde hace años.

Sin embargo, cuando ha escuchado el nombre de Mario Vargas Llosa no ha dudado en tomar partido por su madre, aunque de una forma muy tibia. ¡Dale AL PLAY!

Artículo recomendado

Mario Vargas Llosa borra completamente el rastro de Isabel Preysler en su vida (y presume de ello)

Mario Vargas Llosa Isabel Preysler collage

Seguro que Julio aprovechará su estancia en Madrid para estar con su madre y con su hermana Tamara, tiempo más que suficiente para ponerse al día de todas las polémicas que rodean a la familia y, por qué no, estar al tanto de los preparativos de la boda de la marquesa de Griñón.

Isabel Preysler sentencia su relación con Mario Vargas Llosa con una rotunda frase

Isabel Preysler no quiere ni oír hablar del Premio Nobel. Poco a poco, la reina de corazones empieza a retomar su vida pública y está harta de que le pregunten por su exnovio. La madre de Tamara Falcó ha dado carpetazo y así lo ha confirmado a la revista ¡Hola! a través de una demoledora frase con la que pone de manifiesto que no le guarda ningún cariño al escritor. "Al final, las cosas siempre pasan por algo. Yo, no solo he pasado página, sino que he cambiado de libro", expresaba muy segura de sus palabras sin querer volver a entrar en los motivos que le llevaron a tomar la decisión. Lejos de quedarse ahí, Isabel ha confirmado que el día en el que Mario abandonó su casa el pasado mes de diciembre fue la última vez que mantuvieron algún tipo de contacto, y no piensa dar un paso atrás.