Isabel Pantoja ha dado respuesta in extremis al nuevo requerimiento notarial de Cayetano y Fran Rivera y, como se podía intuir, no ha dado su brazo a torcer. La tonadillera sigue 'mareando' a los hijos mayores de su difunto marido Francisco Rivera 'Paquirri' con todas las tretas y flecos posibles para no devolverles los bienes del torero de Barbate. Isabel Pantoja no estaría obligada judicialmente a devolver estos objetos, tal y como explicó el abogado de los hermanos Rivera Ordóñez, pero sigue desoyendo los consejos de que terminar de una vez por todas con esta guerra es la mejor opción defendida por su propio hijo, Kiko Rivera.

Artículo relacionado

Cayetano y Fran Rivera movieron ficha nada más conocer que su hermano Kiko Rivera había encontrado en Cantora todos estos enseres de Paquirri que llevan toda su vida reclamando a Isabel Pantoja y que ella aseguró le habían robado de la finca. Los hijos de Carmen Ordóñez pusieron un primer requerimiento notarial, pero Isabel Pantoja alegó que esta petición se basa en un documento privado de 1987 que ella no recuerda haber firmado y se agarró entonces a la escritura de partición.

En esta segunda ocasión, tal y como ha avanzado '¡Hola!', Isabel Pantoja tenía una respuesta al nuevo requerimiento aún más sorprendente. La cantante ha alegado ante la notaria, en su visita de este jueves a Cantora cuando expiraba el plazo de respuesta, que la fotocapia es de mala calidad volviendo a remitirse a la escritura de participación.

Francisco Rivera y Cayetano Rivera

Los hermanos Francisco y Cayetano Rivera Ordóñez.

Gtres

Este movimiento vuelve a ser sorprendente ya que, en esta ocasión, Pantoja no ha negado, como en la vez anterior, haber firmado este documento. Isabel Pantoja podría estar ganando tiempo ya que no da una respuesta clara a los hijos de su marido y ahora se niega a devolver los bienes, "por las buenas", ciñéndose a la mala calidad del documento presentado. El abogado de los Rivera ha asegurado que este documento prevalecería a la escritura del cuaderno particional.