Desde que saltara por los aires la guerra entre Kiko Rivera e Isabel Pantoja, Irene Rosales se ha convertido en el centro de las críticas, tanto que se le acusa de ser la culpable del distanciamiento entre madre e hijo. No es la primera vez que la colaboradora de 'Viva la vida' hace público la cantidad de ataques y comentarios de mal gusto que recibe a diario a través de las redes sociales pero la cosa ha ido más allá y la sevillana no ha dudado en compartirlo.

"Recibo insultos, me nombran a mis padres y ahí no puedo más", contaba Irene Rosales con rabia a través de Instagram. "Lo que nunca os he contado es que recibo 3 o 4 cartas anónimas a la semana donde lo más bonito que nos dicen es que somos malas personas. Esto no es normal y roza el acoso", manifestaba harta de tener que lidiar con esta situación.

Artículo relacionado

Inmediatamente, sus seguidores le han animado a denunciar: "No puedo denunciarlo porque viene sin nombre. Ponen mi nombre o el nombre de mi marido y nuestra dirección", explicaba dejando entrever que está atada de pies y manos pero que no piensa dejar en el aire esta situación tan desagradable.

Irene Rosales

Irene Rosales estalla contra los haters

Instagram @irenerova24

Hace solo unas semanas, Irene Rosales rompía a llorar en el plató de 'Viva la vida' a consecuencia de estos ataques. La joven admitía que ella puede entender que a la gente no le guste como es o como se viste pero de ahí a desearle la muerte no: "Que me digan HDP, que la muerte de mis padres me la merecía... ¡NO LO VOY A TOLERAR!", sentenciaba. "Me han tocado bastante las narices. Acepto que cada uno opine lo que quiera pero no que vengan a hundirme", le reconocía a Emma García por aquel entonces. Si hay algo que duele especialmente a Irene es que se la quiera hacer responsable de la mala relación entre madre e hijo: "Yo no tengo nada que ver. Son ellos los que se tienen que entender y ver lo que han hecho mal".