El inquietante detalle que se le ha escapado a Tamara Falcó al fotografiar un rincón de su casa

Aunque la imagen de Tamara Falcó siempre ha sido impecable, al compartir una imagen de su hogar en su cuenta de Instagram hay algo que no ha pasado desapercibido a sus seguidores

Pablo Sánchez
Pablo Sánchez

Periodista especializado en corazón y actualidad

Tamara Falcó
Instagram @tamarafalco

Una de las mayores ilusiones de los últimos meses que ha tenido Tamara Falcó (43 años) ha sido el poder estrenar su nueva casa de Madrid, un espectacular ático de casi 200 metros cuadrados que le ayudó a diseñar la interiorista Beatriz Silveira. Sin duda, la hija de Isabel Preysler y Carlos Falcó puso toda su energía en el que se ha convertido en su nuevo hogar junto a su marido, Iñigo Onieva (34 años), una vivienda situada en el residencial The Collection by Kronos Homes. Tal y como pudimos ver en una conocida revista cuando estrenó este hogar, la marquesa de Griñón se esforzó mucho en convertir este lugar en una pieza de diseño por sí misma, teniendo clase y glamour en cada uno de sus rincones, y es precisamente esto lo que ha llamado la atención de algunos de sus seguidores, que habrían descubierto que Tamara no es tan perfecta como muchas veces se muestra públicamente.

Artículo recomendado

El detalle de la casa de Tamara Falcó que no ha pasado desapercibido

Como de costumbre, Tamara ha querido compartir hace apenas unos días un detalle nuevo de su fabuloso hogar, una publicación en su cuenta de Instagram en la que dejaba ver “rincones de casa”, tal y como ella misma escribía junto a esa imagen. En dicha fotografía podíamos observar una zona del salón de Tamara, teniendo en primer plano una consola en la que están apoyados diferentes candelabros creados en vidrio de diferentes colores y formas geométricas.

Y, aunque estos objetos son de lo más llamativo de la instantánea, han sido varios los seguidores de la socialité los que han querido dejarla en evidencia sacando a relucir un detalle que de primeras había pasado desapercibido: “El reloj tirado en el sofá junto con un casco”, escribía un usuario junto a diferentes emoticonos de risas. Este se mostraba bastante sorprendido por el hecho de que Falcó hubiese dejado en el sofá del fondo de la imagen “tirado” un reloj y el mando de la televisión, algo nada habitual en ella y en su imagen pública, que siempre intenta mantener impoluta. Por supuesto, algunos seguidores intentaron salir en defensa de Tamara y comentaron que esto podría deberse a que “será porque en la casa viven personas”, lo que no evitó que otros no le hayan pasado este descuido por alto, insistiendo en que ellos se “imaginaban la perfección”, comparando sus propios hogares con el de Tamara. En cualquier caso, parece que la mayoría de comentarios en esta publicación han sido bastante positivos, definiendo esta parte de su hogar como una “monada” o “precioso”.

Artículo recomendado

Tamara Falcó y su gran amor por su nuevo hogar

Esta no es la primera vez que podemos ver ese sofá en su cuenta de Instagram. Hace poco, Tamara compartía una imagen de ella sentada justo delante de esta pieza mientras desayunaba, una fotografía en la que comentaba “los sábados de relax donde todo va más despacio” y en la que se podía apreciar el relajado ambiente en el que se había realizado. Junto a Tamara, podíamos observar a una de sus perras, Jacinta, tumbada tranquilamente en este sofá, una clara evidencia de que tanto ella como su marido viven en su hogar sin ningún tipo de restricciones, siendo seguramente mucho más naturales de lo que podríamos esperar de primeras.

Sobre este hogar, hablando con ‘¡Hola!’, Tamara expresaba sentir mucha “satisfacción” por tener su propia casa. “Es una maravilla”, aseguraba, destacando que “es muy acogedora y estamos cerca de mi madre”, algo muy importante para ella, ya que Tamara tiene una relación extremadamente cercana con ésta, con la que hace poco tuvo una noche ideal por Madrid, cuando ambas mujeres salieron a cenar y nos deleitaron con sus geniales looks.

¿Cómo surgió la idea de tener esta casa?

Sobre tener su primera casa en propiedad, la socialité aseguraba que fue su hermana “Chabeli la que me convenció de que invirtiera en una casa y estoy encantada”. La casa tardó un año en estar lista para que se mudase el matrimonio, habiéndose realizado “con muchísimo detalle” y “a la medida”. Sobre el estilo de este hogar, tan importante para ella, Tamara lo definió como “clásico renovado”, siendo el salón su habitación favorita porque “entra una luz superbonita”. Aunque la influencer diseñó la casa cuando rompió temporalmente con su actual marido, esta afirmó que a Iñigo le encantó lo que había creado: “Cuando Íñigo vio la propuesta, todo ya estaba decidido entre Bea y yo. Pero le encantó. Al ser diseñador, sabe apreciar el diseño. Me imagino que si hubiéramos hecho una casa conjunta él y yo, habría quedado distinta. Pero es que el concepto de la casa se decidió cuando habíamos roto”.

Loading...