Íñigo Onieva, pletórico, presume al surfear una gran ola en su luna de miel

Íñigo Onieva ha compartido en sus redes sociales uno de sus momentos preferidos de la luna de miel con Tamara Falcó, en el que aparece surfeando una ola con mucha profesionalidad

Sergio Rapado
Sergio Rapado

Periodista especializado en corazón y televisión

Íñigo Onieva
GTRES

Fue la boda del año pero también se ha convertido en una de las lunas de miel más comentadas, debido a cantidad de lugares que han visitado. Nos referimos, como era de esperar, a Íñigo Onieva (34 años) y Tamara Falcó (41 años). Tras su periplo por Sudáfrica y su visita exprés a París, ahora ha sido el turno de Tahití, donde el empresario ha podido practicar uno de sus deportes favoritos como es el surf y así lo ha compartido para todos sus seguidores.

El marido de la Marquesa de Griñón nunca ha ocultado ser un amante de los deportes, de hecho los practica siempre que le es posible. En su luna de miel no iba a ser menos, ya que los destinos seleccionados por el recién estrenado matrimonio así se los ha permitido. A las múltiples aventuras por las reservas naturales de Sudáfrica y los safaris en los que han podido ver animales en libertad, se añaden momentos para el descanso y también para el disfrute.

Artículo recomendado

Todas las imágenes de la romántica escapada a todo lujo de Tamara Falcó e Íñigo Onieva a París (con susto incluído)

Íñigo Onieva y Tamara Falcó

La pareja ha puesto rumbo a Tahití, una de las islas más grandes y visitadas de la Polinesia Francesa. Hace unos días abrían su álbum privado para enseñarnos a través de sus redes sociales los planes de los que habían disfrutado en el paradisíaco lugar. Ahora ha sido Íñigo el que ha querido compartir otro de los momentos vividos en la isla, en la que ha podido hacer surf. Además, en la imagen se aprecia el disfrute del empresario tras haber conseguido mantenerse encima de su tabla ante una ola de gran tamaño.

Íñigo Onieva
Instagram @ionieva

La luna de miel de Tamara Falcó e Íñigo Onieva

La pareja ha ido compartiendo a lo largo del último mes aproximadamente algunos de los lugares más destacados que han podido visitar en su viaje de novios. Hemos podido ver diferentes vídeos del recién estrenado matrimonio, incluso uno en el que la hija de Isabel Preysler (72 años) aparecía de lo más natural contando sus experiencias con las vistas a animales y en un entorno del que para nada podía imaginarse.

De hecho, de no ser por el espíritu aventurero de su marido, la Marquesa de Griñón se habría perdido algunos detalles de los que ha podido disfrutar en este tiempo. “Me voy a ir ocho horas en bici. No quiero decir nada, pero lo digo”, expresaba en uno de los vídeos compartidos en sus redes sociales, momentos antes de emprender su marcha a una impresionante aventura en bicicleta que le llevaría a recorrer algunos espacios escondidos de Tahití.

Sin embargo, la hermana de Ana Boyer (34 años) también mostró su agradecimiento a su marido, ya que ha sido el causante de que pueda hacer frente a estos nuevos retos para ella. “Mi amor. Nunca me hubiera embarcado en una excursión así ¡si no llega a ser por ti! Y, sin embargo, es uno de los recuerdos más bonitos que tengo de nuestra luna de miel. Te quiero”, escribía en sus redes sociales dando muestras de lo enamorada que está de Onieva.

Tamara Falcó e Íñigo Onieva visitan París

El matrimonio regresaba de su luna de miel pero tardaban poco tiempo en volver a hacer las maletas, alejándose de un Madrid que en verano se vacía debido al calor y a la ausencia de playa. Pues eso mismo debieron pensar ellos, aunque su destino nada tenía que ver con la búsqueda de sol y el mar, ya que escogían París, la famosa ciudad del amor en la que su visita no estuvo exenta de algún que otro incidente.

Artículo recomendado

¿Qué esconde Íñigo Onieva? Su último gesto le delata

Íñigo Onieva

“París siempre es una buena idea”, escribía la propia Tamara en sus redes sociales, a las que acompañaba multitud de fotografías sobre su estancia en la capital francesa. La pareja paseó por las calles parisinas como unos turistas más, visitando todos los lugares emblemáticos con los que cuenta la ciudad y realizándose fotografías para el recuerdo en todos esos sitios dignos de enmarcar, como puede ser la Torre Eiffel o los Campos Elíseos.

Pero parece que los incidentes le acompañan. En Sudáfrica se enfrentaron a una increíble nevada que prácticamente los dejó incomunicados. En París coincidieron con el desalojo de la Torre Eiffel y sus alrededores, ya que desde los servicios de la policía francesa alertaron de una amenaza de bomba en el citado lugar. No obstante, todo quedó en susto y no ocurrió nada afortunadamente. Además, ninguno de los miembros del matrimonio hizo referencia a tal hecho, por lo que podemos deducir que no se encontraban por la zona en el momento de la amenaza.

Loading...