La familia Rivera se ha llevado uno de esos sustos que no se olvidan. En plena Navidad, Cayetana, la hija de Fran Rivera y Eugenia Martínez de Irujo, comenzó a sentir molestias en el abdomen y tuvo que ser ingresada de urgencia para realizarle pruebas. Por suerte, todo fue evolucionando bien y pudieron respirar tranquilos. Ahora, ha sido su padre quién ha explicado cómo se encuentra la joven…

Artículo relacionado

Tana Rivera se disponía a pasar los primeros días de la Navidad con su madre, Eugenia Martínez de Irujo, cuando comenzó a sentirse mal. Con un dolor en el abdomen y viendo que no se le pasaba, la joven era trasladada hasta el Hospital de San Rafael acompañada de su madre para que la realizaran pruebas. En cuanto supo de la noticia, Fran Rivera se trasladó rápidamente a Madrid para estar con su hija.

Tras varios días de descanso, parece que Tana está bien. Así lo ha querido contar su padre. “Está fenomenal, fue un susto pero está muy bien”, ha explicado a Europa Press en exclusiva. “No fue grave. hubo un diagnóstico, hubo varias pruebas y nada, todo tranquilo”. El diestro ha contado que le realizaron varios chequeos para asegurarse de que estaba todo bien y parece que el resultado ha sido muy positivo. Un pequeño bache que se ha quedado en eso.

'Cualquier día estamos de buena nueva'

También se ha pronunciado Fran acerca del estado de su mujer, Lourdes Montes, a puntito ya de dar a luz. "Con muchas ganas de que nazca Francisco ya y verle la cara", asegura el padre orgulloso. La diseñadora está bien, en la recta final. "Cualquier día de estamos estamos de buena nueva", explica el torero muy ilusionado.