Fran Rivera puede descorchar el champán. Está feliz después de que el Tribunal Supremo le haya dado la razón tras 6 años luchando por ello. Todo se remonta al año 2011 cuando Charo Vega, íntima amiga de Carmen Ordóñez, y contó que el hijo de la ‘divina’ había mantenido una relación con Lolita, quien también es muy amiga de Charo. Estas declaraciones fueron para Fran una intromisión a su honor y ha luchado para que así sea reconocido.

Artículo relacionado

Le ha costado llegar hasta el Tribunal Supremo para que le den la razón, pero, finalmente, lo ha logrado. Charo ganó el juicio en Primera Estancia, que después Fran recurrió. Tras esto, sería la Audiencia Provincial la que daría la razón a la demandada. Ha tenido que llevar el caso hasta el Supremo para obtener lo que quería. Ahora será la mujer que le vio crecer desde niño quien tendrá que indemnizarle por intromisión a la intimidad.

Con su visita a ‘Sálvame’ en 2011, donde dijo que Lolita le habría confesado esta ilusión amorosa durante una comida en su casa, Charo no solo enfadó al marido de Lourdes Montes, sino también a su amiga del alma. Según contaría Lolita más tarde al mismo programa, la jurado de ‘Tu cara me suena’ reprendió a Vega por haber hablado y estuvo un tiempo enfadada con ella.

Rivera Ordóñez, en conversaciones con El Español, ha afirmado sentirse “muy contento” porque “por fin se ha hecho justicia, por la que llevaba batallando tiempo”. La Justicia pide a Charo 12.000 euros, quien ha comentado al mismo medio que tiene hablar con su abogada, “debe enviarme toda la documentación. Ahora parece que la razón no la tengo yo, cuando se me dio en un primer momento. Lo que pasa es que este señor recurrió y en estas estamos. Para mí es una historia pasada que no me preocupa en absoluto. Ya pedí el perdón que debía”, ha dicho. Para Vega “hay cosas más importantes”, mientras que, claro está, para Fran esta era una de sus prioridades.