A última hora de la tarde del domingo llegó el cortejo fúnebre a Marbella con los restos de David Delfín que falleció a los 46 años tras más de año y medio de lucha contra el cáncer. Hoy se celebrará una ceremonia religiosa en la iglesia de la Encarnación y en un acto privado será incinerado, por deseo de su madre.

Artículo relacionado

Desde las 11:30 del sábado los restos del diseñador se encontraban el la capilla ardiente que se instaló en el madrileño Museo del Traje por el que han pasado gran cantidad de amigos para arropar a su familia y a Pablo Sáez, su última Pareja.

No faltaron las exparejas del diseñador: el estilista Pelayo Díaz y el fótografo Gorka Postigo. El mundo de la moda y la cultura ha llorado la muerte de uno de los diseñadores más atrevidos e innovadores de las pasarelas españolas.

Hoy en un acto privado en Marbella, David Delfín recibirá la última despedida de su familia y entorno más cercano.