Elena Tablada despedía el pasado martes a su abuela dejándola desolada. Siete meses después de dar la bienvenida a Camila, su primera hija con Javier Ungría, un dolor desgarrador recorre su alma. Su abuela Elena Moura ha fallecido a los 92 años de coronavirus en el Hospital Universitario HM Sanchinarro de Madrid. Este miércoles su familia han despedido a la matriarca en un funeral muy comentado que Elena y su hermana Naelé han querido compartir en sus redes sociales.

Artículo relacionado

Elena Tablada ha visto su felicidad truncada repentinamente. El virus ha azotado también a su familia con la pérdida de sus miembros más queridos y entrañables. La despedida de Elena Moura ha estado cargada de emoción.

Elena Tablada en el funeral de su abuela

Elena Tablada, rota de dolor, en el funeral de su abuela Elena Moura.

Gtres

La ex de David Bisbal ha sido arropada por sus seres queridos. Por su marido y su hija Ella. La diseñadora no ha podido reprimir las lágrimas, esta despedida está siendo tan dura como inesperada para la familia. Con looks cómodos, en homenaje al estilo de Moura, las Tablada le han rendido un sentido homenaje a la mujer de sus vidas, su gran referente.

Elena Tablada en el funeral de su abuela

Elena Tablada despide a su abuela Elena Moura.

Gtres

Una pérdida irreparable

La abuela Elena daba positivo y apagaba su llama. La diseñadora cubana sentía pasión por su "Mami", apelativo cariñoso con el que se refería a ella. Pilar fundamental en su vida, Elena Tablada rindió el más cálido y sentido homenaje a su abuela, casándose en la iglesia de San Juan Letrán en La Habana (Cuba), templo en el que Elena Moura se dio el 'sí, quiero' con su marido y abuelo de la diseñadora, Jorge Tablada.

Elena Tablada abuela
Instagram

Elena Tablada siente un gran orgullo por la familia que tiene. De hecho, siempre que puede presume de todos y cada uno de sus miembros, especialmente, de las mujeres, personas fuertes y de carácter. A pesar de que este año no ha podido verla todo lo que habría deseado, la diseñadora compartió con el mundo el significativo día en que su abuela y su hija pequeña pudieron conocerse. El pasado junio, junto a la tierna estampa, Elena Tablada escribía: "Ojalá la vida me regale mas momentos como estos... Dos generaciones con 92 años de diferencia, y aún así su conexión es mágica. ¿¿Se conocerían de antes?? Me llenan cada esquina de mi corazón con momentos que perdurarán por siempre en mi memoria".

A pesar del gran vacío que ha causado su pérdida, seguro que Elena Tablada va a empeñarse en mantener vivo su recuerdo en las generaciones más jóvenes de la familia.