María Teresa Campos ha reaccionado al reportaje de Lecturas que explica la situación financiera en la que se encuentra su vivienda de Las Rozas negando la mayor. En un comunicado remitido a ‘Sálvame’, la periodista señala: “En el texto de este artículo se alternan informaciones incompletas con manifestaciones que no son ciertas, como que mi vivienda está gravada con dos hipotecas por importe de más de un millón de euros”.

Ante estas afirmaciones, Lecturas ha decidido hacer público el documento de nuestra información. Entre la palabra y los documentos, lo que prevalece siempre es la realidad documental.

Tal y como figura en el documento, sobre la vivienda pesan dos embargos, uno de la Agencia Tributaria, por valor de 633.883,85 euros, y otro del Ayuntamiento de Las Rozas, de 9.502,05 euros. Sin satisfacer estas cantidades, María Teresa no podría hoy completar la tan ansiada venta de su casa. Independientemente de que la periodista haya recurrido la deuda con el fisco, tal y como ha hecho saber el clan Campos, ésta aún sigue vigente.

La casa de Teresa está gravada con dos hipotecas de más de un millón de euros en total, tal como puede comprobarse en el documento. Sobre la primera de ellas, se dice: “El total importe de la obligación por principal asciende a la cantidad de 550.000 euros”. Sobre la segunda: “El total importe de la obligación por principal asciende a la cantidad de 500.000 euros”.

Para hacer frente a esa deuda, la periodista recurrió a una empresa de crédito privada, lo que popularmente se conoce como un prestamista, que cargan siempre unos tipos de interés mucho más elevados que las entidades de crédito bancarias. El nombre de esta entidad de crédito privada, tal como aparece en el documento, es NEXUM FINANZA. En la información original de Lecturas solo se indicaba que había recurrido a un prestamista, sin abundar en si esta deuda con NEXUM estaba satisfecha o no. “No sabemos la cantidad que la comunicadora ha podido saldar a fecha de hoy y la que sigue adeudando al prestamista en cuyas manos está su casa”, rezaba el reportaje. En cuanto a los posibles intereses que la comunicadora podría estar pagando, se dejaba claro que se trataba de una aproximación en el posible caso de que aún no hubiera devuelto las citadas cantidades. “Si debiera todo lo que sigue inscrito en la documentación oficial, la Campos estaría pagando unos 10.500 euros de intereses mensuales”, indicábamos.

Documentación Campos1
Documentación Campos2
Documentación Campos3
Documentación Campos4
Documentación Campos5