La reina Sofía está a punto de dar el pistoletazo de salida a sus más que ansiadas vacaciones de Semana Santa en Palma de Mallorca. Aunque el ‘Diario de Mallorca’ asegura que los reyes Felipe y Letizia y sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, no acudirán a la misa del domingo de Resurrección, sí que parece seguro que la mujer del rey Juan Carlos se desplazará hasta el lugar.

Artículo recomendado

La reina Sofía cierra su gira americana junto a Carolina Herrera y la hija del chef José Andrés

La reina Sofía cierra su gira americana junto a Carolina Herrera y la hija del chef José Andrés

La reina Sofía siente especial predilección por Palma de Mallorca, a donde cada vez que su agenda se lo permite se suele desplazar para disfrutar de unos días de descanso. No obstante, este 2022 su visita se va a ver empañada. Y todo, por una polémica relacionada con el Palacio de Marivent, la residencia oficial de los miembros de la casa real española en las Islas Baleares.

Palacio de Marivent
Getty Images

En concreto, los diputados de Unidas Podemos del Congreso y el Parlament balear han mandado una carta al rey Felipe VI en el que reclaman la devolución del palacio de Marivent a la ciudadanía, con el objetivo de que este lugar se transforme en un museo de uso público. Cabe recordar que el palacio fue cedido por la viuda del pintor Juan de Saridakis a la Diputación Provincial de Baleares en 1966 y en 1973 se decidió que esta sería la residencia de verano de los Reyes. No obstante, la titularidad sigue siendo pública y sus jardines se pueden visitar.

Los firmantes de la misiva aseguran que su devolución supondría “un pequeño gesto de la Casa Real en el sentido de intentar contribuir, de alguna forma, a la salida de la crisis y a la diversificación del modelo turístico, impulsándolo desde un enfoque cultural y patrimonial”.

Artículo recomendado

Las visitas secretas de la princesa Leonor y la infanta Sofía a la reina Sofía

Las visitas secretas de la princesa Leonor y la infanta Sofía a la reina Sofía

Una polémica que va a empañar el regreso de la reina Sofía a Palma de Mallorca quien, como es habitual, se alojará en el palacio en el que de tantos veranos ha disfrutado junto a su marido, hijos y nietos.