Pilar Eyre revela la situación límite que vive el príncipe Guillermo (y que Kensington trata de ocultar)

Pilar Eyre ha desvelado la complicada situación a la que está haciendo frente el príncipe Guillermo tras la enfermedad de su mujer, Kate Middleton, y de su padre, el rey Carlos III

Sergio Rapado
Sergio Rapado

Periodista especializado en corazón y televisión

Príncipe Guillermo
Gtres

El pasado mes de enero todo cambió para la Casa Real británica. Kate Middleton (42 años) y el rey Carlos III (75 años) coincidían en la misma clínica londinense para ser intervenidos quirúrgicamente de diferentes acepciones. Lo que vino después es de sobre conocido, con un anuncio de cáncer por parte del monarca y después de la Princesa de Gales. Esta situación ha provocado que el príncipe Guillermo (41 años) se encuentra en una situación límite al estar en un estado de angustia constante.

La forma en que se han llevado ambas enfermedades en la familia real británica ha sido totalmente distinta. Desde el primer momento se informó del estado de salud del monarca, incluso pudimos verlo a la salida del hospital para tratar de darle normalidad a todo su proceso oncológico. Sin embargo, con la futura reina del Reino Unido todo se ha caracterizado por el hermetismo y han sido muy pocos los datos que han visto la luz sobre su enfermedad y todo el proceso que está llevando.

Pilar Eyre revela la situación límite que vive el príncipe Guillermo

La bloguera de la revista Lecturas ha querido desgranar algunos de los aspectos más destacados relacionados con este ámbito. El hermano del príncipe Harry (39 años) se encuentra volcado en el cuidado de su mujer y de sus hijos, incluso mucho antes que todo saliera a la luz. Sin embargo, la enfermedad de su padre ha propiciado que tenga mayor notoriedad para que el pueblo inglés llegue a considerarlo como un buen rey de cara al futuro.

Artículo recomendado

La Casa Real británica ya no oculta que la situación de Kate Middleton es grave

Kate Middleton

En cualquier caso, la repentina vuelta al trabajo del marido de la reina Camila lejos de calmar las aguas, las ha revuelto aún más. Diversos medios ingleses han publicado que su esposa estaría tratando que rebajase el ritmo de apariciones oficiales pero Carlos siempre ha estado empeñado en demostrar lo gran Rey que es tras haber estado tantísimos años esperando ese momento. No obstante, nos lleva a pensar si la situación con Kate va a continuar así de manera breve o va a ser más habitual de la cuenta y se va a prolongar durante mucho tiempo.

“El corresponsal de un importante periódico inglés me cuenta que la cabeza de Guillermo en estos momentos debe estar a punto de estallar. Todo se ha unido para desestabilizar su vida, para destrozar el precario equilibrio que había alcanzado después de la muerte terrible de su madre, los enfrentamientos con su padre, la ruptura con su hermano y su aversión por Camila, equilibrio conseguido gracias a la ayuda de Kate, su roca, como él la llama”, escribe Eyre. De este modo, explica la importancia que tiene su mujer en su vida, considerada como su gran pilar en medio de todos los frentes abiertos que acumula.

“Pero la enfermedad de su mujer y de su padre, la crianza de sus hijos en una edad muy difícil, la presión para que asuma sus deberes y la perspectiva de convertirse en rey antes de lo esperado lo sumen en un estado de angustia espantoso”, comenta Pilar en su blog. Así revela la situación límite en la que se encuentra el príncipe heredero, ya que la situación familiar le está obligando a acudir a diferentes actos oficiales para poder liberar a su padre que se encuentra recibiendo tratamiento contra el cáncer que padece.

Artículo recomendado

La tercera persona de la que nadie habla en la supuesta infidelidad entre el príncipe Guillermo y Rose Hanbury

Rose Hanbury

La visita de Guillermo a Cornualles, un punto de inflexión

Hace unas semanas el príncipe Harry regresaba al Reino Unido tras varios meses sin estar en su país natal. Llegaba en medio de una gran polémica porque no iba a poder visitar a su padre debido a sus compromisos profesionales que le impedían poder tener un reencuentro. Este hecho provocó que se hablase aún más de la brecha tan grande existente entre el marido de Meghan Markle y toda su familia.

Además, coincidiendo en el tiempo con la visita de su hermano, Guillermo se marchaba unos días a Cornualles, donde se le pudo ver en un ambiente muy distendido con algunos niños en la playa de Fistral. De hecho, llamó la atención que le firmase la escayola a uno de los niños que se lo pidió, rompiendo así con una norma en la Casa Real británica e incluso así se lo manifestó al pequeño para que no dijera nada.

Artículo recomendado

El príncipe Guillermo recibe el total apoyo de sus primos en su último gesto con su padre, el rey Carlos III

Príncipe Guillermo

En cualquier caso, este lugar le recuerda en exceso a su infancia y a los grandes momentos que pasó junto a su madre pero también con su mujer y sus hijos. “Cuando en Cornualles le preguntaron cómo estaba Kate, contestó con un sobrio “bien, gracias”. En las islas Sorlingas se le humedecieron los ojos, pues allí́ acudió́ varios veranos con su mujer y sus hijos, cuando eran felices”, escribe Pilar Eyre en su blog. De este modo, recuerda ese momento tan entrañable que ha sido considerado como un punto de inflexión en medio de toda esta vorágine en la que se encuentra últimamente.

Loading...