Que la reina Letizia traspasa fronteras (no solo a nivel físico, sino también a través de las portadas que protagoniza), es todo un hecho. Los medios internacionales siguen sus pasos al igual que lo hacen con otras reinas y princesas de Europa, como Máxima de Holanda, Mary de Dinamarca o la princesa Victoria de Suecia. Pero está claro que en ella han visto algo más, convirtiéndola en todo un ejemplo de estilo y elegancia.

Artículo recomendado

La reina Letizia cumple 50 años como estrella indiscutible de la familia real

La reina Letizia cumple 50 años como estrella indiscutible de la familia real
Letizia

La influencia y el carisma de la reina Letizia, que cumple 50 años, traspasa nuestras fronteras 

GTRES

Sin duda, es en los encuentros internacionales donde los ojos apuntan mucho más a los movimientos y a las elecciones estilísticas de la reina Letizia. Buen ejemplo de ello fueron los días de encuentro con motivo de la cumbre de la OTAN del pasado mes de junio. Acompañando a las primeras damas y caballeros por algunos de los puntos de mayor importancia cultural e histórica de Madrid y sus alrededores, la mujer de Felipe VI se convertía en la mejor anfitriona.

"La reina española lució estilosa en un vestido de Laura Bernal de color lavanda con lunares blancos", publicó por entonces el diario Express, añadiendo que tanto ella como Jill Biden "lucieron radiantes una vez más".

Letizia y Jill Biden

Letizia, un icono de estilo y elegancia, junto a Jill Biden, esposa del presidente de los EE.UU.

GTRES

"La diminuta cintura de la monarca fue marcada mediante un cinturón a tono que forma parte del vestido", concluían los elogios del citado medio. Una silueta que Caras también destacaba frente a la de otras royals de Europa. "Con la parte superior cruzada, también tiene un cinturón en el mismo patrón que hace que su elegante silueta destaque", señalaba la revista repasando sobre el mismo estilismo.

Sobre la cena que tuvo lugar en el Palacio Real, el Daily Mail publicaba las siguientes palabras: "¡Nada supera al pequeño vestido negro! La reina Letizia de España luce elegante en un diseño reciclado mientras ella y el rey Felipe VI posan con Joe y Jill Biden en una lujosa gala en el Palacio Real de Madrid durante la cumbre de la OTAN", donde en la propia entradilla calificaban de "espectacular" el vestido de The 2nd Skin escogido para la ocasión.

La reina Letizia

Uno de los looks más elogiados de la reina Letizia por la prensa internacional

gtres

Estos son solo algunos de los elogios que la reina Letizia ha recibido recientemente y que se suman a una larga lista de buenas palabras de admiración. "Letizia de España también se lleva la corona cuando se trata de vestidos atrevidos", pudo leerse también en el Daily Mail con motivo de la conmemoración del 40º aniversario de la Confederación de Empresarios de Aragón en la que lució un vestido blanco de encaje con aplicaciones florales y detalles semitransparentes.

La revista People tampoco se ha cortado a la hora de destacar la silueta de la nuera de doña Sofía: "La mujer del rey Felipe ha impresionado con un conjunto que desvela sus abdominales, un vestido que acapara las miradas no solo por su tono fucsia sino por las aberturas en la cintura, las cuales muestran perfectamente sus abdominales tonificados". El look en concreto, firmado por Cayro Woman, fue su elección para viajar a la ciudad del Turia y celebrar el Día Mundial de a Cruz Roja y de la Media Luna Roja en el Oceanogràfic.

Reina Letizia

La reina Letizia también manda mensajes con sus looks, como pasa con este espectacular vestido de Serendipia

Gtres

"Enloqueció a los fans cuando estrenó un vestido fucsia con escotes en la cintura", escribieron por entonces desde Reino Unido, considerándola como "una de las royals más vanguardistas de Europa que este martes ha continuado reinando al lucir uno de sus conjuntos más atrevidos hasta la fecha", firmaba Hello.

Letizia suma y sigue. Sus próximas apariciones públicas seguirán dando que hablar tanto dentro como fuera del país demostrando que a sus 50 años está viviendo uno de sus mejores momentos, no solo a nivel institucional, sino también personal.