Tanto Alberto de Mónaco como Charlene son grandes aficionados al deporte. Ella, exnadadora profesional; él, apasionado de la Fórmula 1, la navegación y muchos otros deportes a los que no duda en apoyar en cualquier momento.

Artículo relacionado

Es precisamente por ello que el matrimonio ha querido inculcar a sus mellizos el amor por las actividades desde que estos eran muy pequeños. Jacques y Gabriella, que el próximo mes de diciembre cumplirán 5 años, ya son grandes aficionados a los eventos deportivos, prácticamente los únicos actos en los que se les suele ver acompañando a sus padres.

Jacques y Gabriella de Mónaco
Instagram hshprincesscharlene

Y así lo han demostrado en su último viaje familiar a Japón, en el que los cuatro royals se han convertido en el mejor apoyo del equipo sudafricano de rugby en la Copa del Mundo.

Tanto Alberto y Charlene, como los pequeños gemelos, han animado este mismo domingo a su equipo favorito con banderines de Sudáfrica desde las gradas del International Stadium Yokohama en su encuentro contra Gales, consiguiendo la victoria por 19-16 y un puesto en la final del Mundial. El resultado ha sido una gran alegría para toda la familia, por lo que no han faltado los aplausos y la efusividad al mostrar su apoyo a los Springboks.

Jacques y Gabriella de Mónaco
Instagram hshprincesscharlene

Junto a una imagen de sus hijos con su marido, Charlene de Mónaco rezaba las siguientes palabras antes del partido: "Gran juego hoy. Deseando a ambos equipos la mejor de las suertes". Los mellizos, con las banderas de Sudáfrica en la mano, tampoco soltaron a sus pequeñas "mascotas", dos monos de peluche que agarraron con fuerza durante todo el encuentro.

La fotografía ha recibido miles de comentarios repletos de piropos y halagos para los dos pequeños. Muchos de sus seguidores les animaban a quedarse en Japón para continuar animando a su equipo la semana que viene en el último partido de la competición, la gran final, en la que se enfrentarán a Inglaterra.