Mientras que la reina Letizia (50 años) optaba por liberar su agenda este significativo 8 de marzo, la princesa Charlene de Mónaco (45 años) ha reaparecido en Mónaco tras un mes desaparecida para apoyar a la mujer. Bajo el lema 'La mujer y el deporte', la sudafricana ha presidido un almuerzo con motivo del Día Internacional de los Derechos de la Mujer que reunió a diferentes jóvenes deportistas del país.

Artículo recomendado

Charlene de Mónaco brilla de gala con un impresionante vestido de 7.000 euros

Charlene de Mónaco brilla de gala con un impresionante vestido de 7.000 euros

Gracias a las imágenes que ha compartido el Principado, hemos podido confirmar que las continuas ausencias de la princesa nada tienen que ver con su estado de salud ya que, afortunadamente, se encuentra a las mil maravillas. Charlene protagonizó una larga charla con todos los invitados, momentos muy naturales en los que aprovechó para recordar su experiencia personal como mujer deportista de élite.

Charlene de Mónaco

Charlene de Mónaco reaparece para conmemorar el 8M

Instagram @palaisprincierdemonaco

Para la ocasión, Charlene recurrió a su versión working girl a través de un traje de chaqueta en color azul bebé compuesto por una blazer de corte masculino y doble abotonadura que llevaba perfectamente abrochada. La combinó con un pantalón de líneas rectas a juego y unos sencillos zapatos de puntera redonda en color negro. Un look impoluto de oficina al que nos tiene muy acostumbrados.

Esta es la primera vez que vemos a la princesa Charlene tras las celebraciones de Santa Devota el pasado 27 de enero, acto al que tuvo que hacer frente con la exclusiva compañía de sus hijos a consecuencia del positivo en Covid-19 de Alberto.

La lucha personal de Charlene de Mónaco

Aunque se critica la escasa proyección pública de Charlene de Mónaco. Este miércoles, una escuela de rugby en Ecuador ha querido hacer público el gesto que la mujer de Alberto tuvo con ellos y que provocó que un grupo de jóvenes pueda viajar a Mónaco con motivo del aniversario de su fundación. Al parecer, la sudafricana no lo dudó un momento y compró decenas de billetes de avión "con sus fondos personales" para que los niños puedan estar en el país para representar a Ecuador en el torneo Santa Devota.

La organización ecuatoriana ha querido hacer público este gesto este 8 de marzo para resaltar el poder de la mujer y agradecer públicamente la valentía de Charlene. "Con esta acción importantísima para nosotros demostramos que la perseverancia, la disciplina con diversión te lleva a cumplir tus sueños (...) Esto no se hubiera logrado sin el apoyo, la gestión, la capacidad, la preocupación y la tenacidad de una mujer que junto con su Fundación está MEJORANDO VIDAS!. El mundo es un poquito mejor gracias a mujeres como la princesa Charlene. Y nosotros somos fiel prueba de aquello".