Hasta ahora, sabíamos que Carlota Corredera había recurrido a la alimentación y el deporte para perder peso. Ella misma así nos lo había contado en el libro que publicó sobre el duro trance. Pero la presentadora ha querido ir un poco más allá y ha recordado que, antes de ponerse a tope con la dieta también se sometió a unos retoques estéticos. Pero esto fue hace 8 años de hacerlo por la 'vía del sacrificio'.

Artículo relacionado

Se ha convertido en un ejemplo para muchísimas personas. Carlota Corredera llegó a temer por su salud y puso freno al sobrepeso que la afectaba. La presentadora seguía el consejo médico y recurría al ejercicio constante, una buena alimentación y la ayuda de uno de esos sistemas para reducir peso y conseguía una cifra récord. En poco tiempo, perdía más de 60 kilos y renacía. La nueva Carlota incluso se atrevía a contar en un sincero libro el proceso por el que había pasado.

En 2010 me hice una liposucción y me subí el pecho porque cambiar de peso lo tenía caído”, contaba en el estreno de 'Desatadas' la obra de Paz Padilla, “volvería a hacerlo si lo viese necesario”.

La presentadora, además, ha animado a su compañera de programa, Terelu, para que pase por quirófano. Ahora, también ha querido contarle las cosas como son. "Las apoyo totalmente", ha explicado en referencia a las Campos. "También te digo que la recuperación… Yo cuando me hice la liposucción pensé que iba a ser un paseo y de eso nada, tiene un proceso muy largo de recuperación, de drenaje, fajas, es pesado".