A 24 horas de que Sevilla acoja la 37º edición de los Premios Goya, el cine español está de luto por la muerte de Carlos Saura a los 91 años. Tal y como ha confirmado la Academia de Cine, el cineasta ha fallecido en su casa "rodeado de sus seres queridos". El popular cineasta, que seguía en activo a pesar de su avanzada edad, iba a recoger el Goya honorífico "por su extensa y personalísima aportación creativa a la historia del cine español", pero el destino y el delicado estado de salud que arrastraba desde hace meses lo ha impedido.

Artículo recomendado

Premios Goya: las películas más premiadas del cine español

Premios Goya 2023
Carlos Saura
GTRES

La Academia ha resaltado que el pasado viernes se estrenó su última película 'Las paredes hablan' "muestra de su incansable actividad y de su amor por el oficio hasta el último momento". Como no podía ser de otra manera, este sábado se rendirá un sentido homenaje al cineasta en el Auditorio Andalucía de Sevilla, para conmemorar "la memoria de un creador irrepetible".

La intensa vida personal de Carlos Saura

"Mi único legado son mis hijos, algo de mi ADN tienen que tener… Todo lo demás se lo lleva el viento", confesaba en una de sus últimas entrevistas. Carlos Saura también contó con una vida personal muy intensa. Se casó por primera vez con la directora Adela Medrano con la que tuvo dos hijos: Carlos y Antonio. Tras su separación, mantuvo una relación de más de una década con la popular actriz Geraldine Chaplin, con la que también tuvo un hijo, Shane.

Hombre enamoradizo donde los haya, se casó con Mercedes Pérez en 1982 y con la que tuvo tres hijos: Manuel, Adrián y Diego. El amor tampoco fue para siempre y años después decidieron emprender rumbos por separado. Finalmente, volvió a encontrar el amor con la actriz Eulalia Ramón, con la que se casó en 2006 y tuvo a su última hija, Anna.