Roser ha hecho el anuncio más triste de todos: su madre ha perdido la vida a los 67 años a causa del ELA, enfermedad progresiva del sistema nervioso que afecta las células nerviosas en el cerebro y la médula espinal, y causa pérdida del control muscular. La popular cantante de 'Popstars' ha querido alabar la valentía de su progenitora en esta larga lucha.

Artículo recomendado

La cantante Roser, mamá de un niño llamado Jay

La cantante Roser, mamá de un niño llamado Jay

"He buscado una fotografía que reflejara su esencia. Mi madre era un ser de luz, era muy especial. Su personalidad, su carisma y su simpatía hacía que toda la gente que tuviera a su alrededor se girara para observarla. Muy inteligente y muy independiente, tomó decisiones en su vida que la llevaron a sacar la valentía aunque dudara en ocasiones de su gran fortaleza. Una mujer con una capacidad intuitiva y sensitiva que te hechizaba. Sus palabras eran vida. Sus besos sanaban. Sus abrazos reconfortaban. Cuánto te echaré de menos mamá", ha comenzado escribiendo Roser en redes sociales confirmado lo unida que estaba a su madre.

"Era muy madre y se sentía inmensamente orgullosa de nosotros, sin duda el amor más grande que pudo dar lo recibimos mi hermano y yo. Nos enseñó a ser fuertes, independientes, a no rendirnos, a reírnos si las cosas se complicaban y a ser responsables, cariñosos, empáticos y sobre todo a estar siempre unidos. Lo conseguiste mami", ha seguido Roser completamente destrozada y mostrando todo el dolor que siente en el texto más emotivo de su vida.

Artículo recomendado

EXCLUSIVA | Alejandro Nieto se sincera como nunca: "No he hecho las cosas bien como padre"

EXCLUSIVA | Alejandro Nieto se sincera como nunca: "No he hecho las cosas bien como padre"

Roser está devastada por la pérdida de su madre y ha querido lanzar un mensaje muy contundente sobre la importancia de investigar este tipo de enfermedades raras que cada año se llevan la vida de muchas personas: "La ELA se la ha llevado en poco más de 2 años. Ninguno de nosotros entendíamos ni porqué pasaba ni lo que había que hacer. Íbamos sorteando obstáculos intentado adelantarnos a ella y a sus necesidades, y por supuesto pocas veces lo conseguíamos. Han sido meses muy difíciles, duros y crueles. Enfermedades Raras las llaman, cada vez son más casos por lo que empiezan a convertirse en enfermedades demasiado presentes... Investigar, investigar, investigar. Mi madre se ha ido con 67 años llena de vida, de ganas, de risas y con muchos planes por hacer. Pero lo ha hecho con todas las decisiones tomadas", ha zanjado confiando en que este mensaje de concienciación cale hondo.