Empoderada y más reivindicativa que nunca, Cristina Pedroche ha dejado boquiabiertos a todos este martes. La presentadora ha vuelto con la comentadísima tradición que inauguró en las últimas navidades y que suponen el inicio de la cuenta atrás para las Campanadas. Desafiando el frío de Madrid, Cristina Pedroche se ha atrevido a pasear desnuda por las calles más céntricas de la capital. Una respuesta poderosa y feminista a todas las críticas a su look de Nochevieja, que vuelve a ser uno de las atracciones más esperadas de la noche más especial del año.

Artículo recomendado

Cristina Pedroche reinventa la manicura francesa con brillo que combina con cualquier look de Navidad

Cristina Pedroche reinventa la manicura francesa con brillo que combina con cualquier look de Navidad

El sugerente y potente vídeo que la presentadora ha compartido en sus redes sociales no deja espacio para la imaginación. Solo unas bandas negras estratégicamente colocadas sobre su cuerpo evitan la censura tiránica de las redes sociales, pero lo cierto es que, en su paseo desde la Calle de Alcalá hasta la Puerta del Sol con el imponente y emblemático reloj al fondo, ha dejado en shock a quienes se encontraban por allí.

Cristina Pedroche, quien por sexto año consecutivo volverá a tener de pareja la noche del 31 de diciembre a Alberto Chicote, se convertía en la gran atracción de los transeúntes, que paraban su marcha y todo lo que estaban haciendo para poner el móvil en modo grabación.

Artículo recomendado

Paz Padilla, desesperada por superar a Ana Obregón y Cristina Pedroche en las Campanadas

Paz Padilla, desesperada por superar a Ana Obregón y Cristina Pedroche en las Campanadas

No es la primera vez que Cristina Pedroche sorprende a propios y extraños quitándose la ropa en plena calle y dejar boquiabiertos a quienes se encontraban en ese momento con ella en plena Puerta del Sol. Antes de que estallara la pandemia, la presentadora iniciaba esta tradición que lleva a cabo solo días antes de desvelar el gran misterio que envuelve su esperado look de las Campanadas. Una manera de calentar motores, saludar a sus fans antes de pisar el lugar en el que, un año más, volverá a ser una de las protagonistas.

Por cómo está enfocado el vídeo, este último paseo sin ropa destila un especial aire reivindicativo y funciona como respuesta a los mensajes destructivos que recibe Cristina Pedroche y que se incrementan cuánto más nos acercamos al 31 de diciembre.