Si hay alguien que durante el confinamiento cobró más protagonismo del que ya tenía en la familia real británica esa fue Kate Middleton.Isabel II, teniendo en cuenta la delicada situación sanitaria y que tanto ella como su hijo Carlos pertenecen a grupos de riesgo, tomó la decisión de que su nieto Guillermo de Inglaterra fuera quien llevara el peso de la corona británica. Algo que implicaba que la duquesa de Cambridge también tenía que cobrar importancia. Durante las semanas de aislamiento el matrimonio no dejó de trabajar y fueron numerosas las videollamadas en las que participaron. Kate Middleton, además de dedicarse al cuidado y educación de los hijos, hizo como una especie de ensayo para el día que llegue a ser la mujer del rey de Inglaterra cuando su marido herede el trono. Protagonizó momentos de lo más divertidos, incluso jugando al bingo desde su casa, y otros más serios para concienciar sobre el problema que asola al mundo. Pero… ¿Dónde está ahora la duquesa de Cambridge?

Artículo relacionado

Desde que terminó el aislamiento y los miembros de la familia real ya acuden a actos de forma presencial, sus apariciones se han reducido muchísimo. Algo que ha extrañado mucho teniendo en cuenta que Kate Middleton es una de las personas mejor valoradas de la familia real británica y que aporta a la institución una imagen fresca que gusta mucho a los británicos. Una de las razones por las que resulta raro que no esté haciendo más apariciones es porque Isabel II tampoco las está realizando. Si la reina de Inglaterra hubiese retomado su agenda, tendría sentido que la mujer de Guillermo de Inglaterra perdiera un poco de protagonismo. Pero la monarca británica sigue con sus vacaciones. Sin embargo, el duque de Cambridge sí que continúa protagonizando videollamadas y acudiendo a actos, una clara muestra de que su abuela sigue confiando mucho en él.

Kate Middleton

Por ahora se desconoce cuál es la fecha en la que Kate Middleton reaparecerá. Desde el pasado mes de junio tan solo hemos visto a la duquesa de Cambridge en cinco actos. En uno estuvo acompañada por Guillermo de Inglaterra y a los otros acudió en solitario. El último tuvo lugar a principios de agosto, así que llevamos más de un mes sin ver a la mujer de Guillermo de Inglaterra en su trabajo. Al principio no resultaba tan extraño porque hubo unas semanas en las que el matrimonio estuvo de vacaciones junto a sus hijos, pero ahora cada vez son más las dudas que surgen en torno a esta bajada de ritmo de trabajo: ¿Habrá sido decisión de Kate el hecho de participar en menos actos? ¿Se tratará de una decisión de la reina de Inglaterra para cambiar de estrategia? ¿Le sucede algo que no quieran contar? ¿Preferirá la duquesa de Cambridge volcarse en la vuelta al cole de sus hijos?