Ella puede presumir de llevar la elegancia innata allá donde va, y no necesita vestirse con grandes galas para demostrarlo. Hablamos de Beatrice Borromeo, esposa de Pierre Casiraghi, quien ha vuelto a "coronarse" gracias a su cuidadísimo estilo en su última aparición pública. En esta ocasión, con un peto vaquero, una camiseta básica y unas sandalias planas de estilo minimal. Ni más, ni menos.

Artículo relacionado

El secreto de la preciosa periodista reside en los complementos que escoge para cada momento. Gracias a ello, con un original tocado ha conseguido aportar el toque extra a una elección de lo más sencilla e informal. La pieza, de estilo étnico y formada por tres grandes bolas de colores, se ha convertido en protagonista de una escena de lo más relajada y natural, sentada en un banco de madera con una pared de piedra con frondosos brotes verdes asomándose desde todos los rincones.

#beatriceborromeo book out today

Una publicación compartida de Beatrice Borromeo (@bborromeo1) el

Este informal posado de Beatrice se realizaba a través de redes sociales y con motivo del libro que ella misma ha publicado. Se trata de un cuento sobre la travesía que su marido y Greta Thunberg realizaban hace un año desde Plymouth, al sur de Inglaterra, en el Malizia II, el velero ecológico que los llevó hasta Manhattan en dos semanas para que la joven activista sueca participara en la cumbre del clima de la ONU.

En la historia, Pierre aparece como el "capitan Papaya", y Greta da vida a una "pequeña guerrera que cruzó el océano". Dos héroes que servirán de ejemplo a los más pequeños en la concienciación sobre el respeto al medioambiente.

Capitan Papaia e Greta

La historia, que la feliz mamá también ha contado personalmente a sus hijos, Stefano y Francesco, donará parte de los ingresos de su venta a la Fundación Príncipe Alberto II, comprometida desde 2006 con el medio ambiente a nivel internacional. Las ganancias se destinarán a la protección de las focas monje en el mar Mediterráneo.

Borromeo continúa los pasos de su marido quien, a su vez, sigue la estela de su tío, el príncipe Alberto, presidente de Because The Ocean, organización que ha presentado un informe sobre la capacidad de los océanos para frenar el calentamiento global, "El cambio climático nos afecta a todos", puede leerse en la ficha del propio cuento. Una concienciación que desde Mónaco no quieren dejar pasar por alto.