Andrés Pajares ha empezado el 2020 lleno de felicidad tras darle el pasado 5 de diciembre el sí quiero a su novia, Juani Gil, por sorpresa, tal y como informó en exclusiva la revista 'Hola'. Una boda a la que no acudieron sus hijos, ni tampoco los de su ya esposa, y que ha reconocido le ha hecho mucha ilusión.

Artículo relacionado

El actor ha hablado por primera vez de su enlace y ha reconocido sentirse "feliz" tras dar este paso, aunque su vida, dice, no ha cambiado mucho. "La decisión de la boda estaba pensada desde hace 10 años. Queríamos legalizar la situación, lo demás sigue todo igual", ha contado Pajares ante las cámaras.

Aunque la ceremonia fue muy sencilla, una firma sin adornos en un notario de Madrid, el humorista ha compartido que sí que ha habido celebración "íntima". Y también luna de miel de lo más completita. "La luna de miel fue antes, con un poquito de playa. Nos fuimos a Punta Cana, Ámsterdam…", ha compartido.

Sin sus hijos

Andrés Pajares y Juani Gil han decidido formalizar su situación tras diez años juntos. Un paso importante en sus vidas que no han compartido con sus hijos. La última aparición de su hija Maricielo en Sábado Deluxe, el pasado mes de octubre, no fue muy positiva con respecto a la relación con su progenitor, desde luego. La hija de Chonchi Alonso explicó entonces su sonada ausencia en la presentación de las memorias del actor.

"Después de un año sin hablar me mandó la invitación al móvil como una más, sin preguntar ni cómo estoy", contó, al mismo tiempo que aseguró: "Mi padre no existe para su hija actualmente", dijo entre lágrimas durante su dura entrevista a Jorge Javier Vázquez.