María Patiño es una mujer pasional a la que le cuesta mucho mantener el tipo con según qué tipo de revelaciones. A lo largo de esta semana, la presentadora ha dado su visión sobre el tema del momento: el desgarrador testimonio de Rocío Carrasco, algo que le ha llevado a enfrentarse en directo con alguno de sus compañeros.

Este sábado, María Patiño se ponía al frente de 'Sábado Deluxe' y se sinceraba con todos sus compañeros: "Soy periodista y me está costando digerir un testimonio como el de Rocío", admitía con cierto pesar.

Artículo relacionado

"El viernes tuve una conversación que me dio luz, tomé conciencia que de nuevo un programa de corazón está yendo más allá que rellenar horas de televisión", una revolución mediática que le ha llevado a vivir esta situación con "mucha inseguridad". A raíz de esta revelación, María Patiño hacía público que echa mano de un amuleto muy especial para ella cada vez que se enfrenta a situaciones complicadas: "Esta noche he querido que me acompañe la medalla de mi padre para intentar conciliar si todas las posturas y que por lo menos nos escuchen y que todo esto va a servir para algo", sentenciaba.

María Patiño

María Patiño se emociona en 'Sábado Deluxe'

Mediaset

Aunque lamentablemente no los tiene a su lado desde hace años, María Patiño se siente muy conectada con sus progenitores, en especial con su padre. "No hay un sólo día en el que no piense en ti", escribía a través de las redes sociales, y es que la periodista asegura que es lo que es gracias a él: "Te debo la vida y las armas que me diste: Disciplina, coherencia, honradez,… gracias Papá. Te echo mucho de menos pero no noto tu ausencia , tu manera de ser me ayuda a estar".