De entre todos los básicos de armario que consideramos irremplazables en nuestro armario, el denim se posiciona como una de nuestras opciones favoritas. Este tipo de tejido no solo es la confirmación perfecta de que existen prendas versátiles con las que es posible combinar la mayoría de tu armario. Por supuesto, son los jeans los verdaderos protagonistas desde hace más de una década que se consolidaron cómo el pantalón clásico por excelencia, restándole formalidad a cualquier conjunto. Aunque siempre tienen un hueco importante en las tendencias de cada temporada, este otoño-invierno las pasarelas han sido muy claras, el total denim es la apuesta imparable de cualquier look de día.

Artículo relacionado

Esta afirmación se ha ido contrastando con la mejor fuente de inspiración, el street style. De la mano de las insiders, hemos comprobado que hay dos fórmulas impecables para llevar esta tendencia, y conseguir darles una nueva vida a todas esas prendas del armario que tenías aborrecidas. Unas combinaciones sencillas y rápidas que te aseguran un lookazo en cuestión de segundos, y que se convertirán en tus conjuntos salvavidas en todos esos días en los que no te apetezca pensar demasiado.

La combinación ganadora

La fórmula más repetida, es combinar esas dos prendas del mismo color denim y crear un total look. Una de las claves para acertar es combinar esa sobrecamisa larga, con unos jeans del mismo tejido, y añadir un cinturón al conjunto para marcar la silueta.

En tejido claro

Esta misma combinación es perfecta para repetir con otro tipo de color denim, mucho más claro, y prescindiendo del cinturón. Para este tipo de look lo mejor será darle contraste a través de sus zapatos, en clave de color, o en algún print en tendencia.

En versión traje

Si estas dos combinaciones te han gustado, el traje será tu mejor aliado si realmente te gusta esta combinación de denim sobre denim. Un traje oversize que combinar con una camisa en el mismo tejido. El resultado será un look totalmente arriesgado y perfecto para salir de la monotonía del día a día.

Un look monopieza

Para las que no quieren llevar un dos piezas, y prefieren optar por la comodidad. Encontrar un mono que vaya con su estilo será muy fácil esta temporada, y una opción perfecta para combinar con esas botas de caña alta arrugadas que se han colado entre las tendencias del momento.

Otra forma de combinarlo

En su versión más clara, y con un cinturón que marca la silueta, esta prenda también entra dentro de las favoritas de las insiders. Esta vez combinándola con unos botines de estilo cowboy en contraste.