Por tener una alegría en mi vida, hace unos días se ha cumplido el vigésimo aniversario de boda de mis amigos Nuria González y Fernando Fernández Tapias. ¡Ay, cuántas bocas ha callado mi amiga durante estos años! Hay quien no daba ni un duro por esta pareja. Los que sí lo dimos, en su momento, no nos equivocamos. Nunca olvidaré frases de amigos de Fernando de toda la vida diciendo que Nuria es la mujer que más lo ha querido en la vida. Eso para mí es un orgullo.

Nuria, mi amiga-hermana, te pido perdón porque siempre estás ahí y mi ajetreo de vida me impide organizarme mejor para verte más. Sé que es nuestro deseo, pero la culpa es mía y solo mía. Nuria González no me ha soltado la mano jamás en la vida. Eso es ser una gran amiga. Fernández Tapias me ha querido y protegido siempre, como yo a él. Brindo por muchos años más juntos y por esos dos hijos maravillosos que tenéis en común. El mayor es casi un hombre y la otra es una mujercita preciosa. ¡Felicidades, amigos, de corazón!

Artículo recomendado

Es amoral que los hijos de Fernando Fernández Tapias lo incapaciten

Es amoral que los hijos de Fernando Fernández Tapias lo incapaciten