Tremenda pillada

Sálvame: Tienden una encerrona a Lydia Lozano y lo descubren por las faltas de ortografía

Juanjo, el autor de las imágenes comprometidas de Kiko Matamoros, presentó mensajes falsos

Lydia Lozano Kiko Matamoros
1 / 7

1 / 7

Lydia Lozano 03. Lydia vuelve a estar en el centro de la polémica

2 / 7

Lydia Lozano 07. Unos supuestos mensajes que envió Lydia

3 / 7

lydia lozano. Ni era su estilo y tenían un montón de faltas de ortografía

4 / 7

Lydia Lozano 02. Una trampa en toda regla

5 / 7

lydia lozano 2. ¡Le habían pillado!

6 / 7

Lydia Lozano 06. Rafa se desvincula

Más Sobre...

Sálvame Polémicas de famosos

1 de septiembre de 2018, 10:27 | Actualizado a

Juanjo, autor de los vídeos que comprometían a Kiko Matamoros y que metieron a Lydia Lozano en un verdadero lío, ayer acudía a 'Sálvame' con una retahíla de mensajes que pretendían dejar en entredicho la versión de la veterana periodista. En ellos se dejaba entrever que la colaboradora habría querido hacer negocio con las imágenes, algo que ella ha negado de manera tajante. Pero algo no cuadraba en estas supuestas comunicaciones entre Lozano y el paparazzo amateur: ni el estilo era el propio de ella, ni la manera de escribir, plagada de continuas faltas de ortografía.

Relacionado con esta noticia

"Aquí hay algo que no me cuadra. Hay algo oscuro, siniestro, poco claro. Y creo que me la han querido meter doblada..."; decía la periodista. No le cuadraba a ella ni le cuadraba al resto. Ella revisaba su móvil y no era consciente de esos mensajes que, supuestamente, los habría mandado ella el jueves, "yo dejé de hablar con este chico el miércoles".

Sus compañeros, rápidamente entendían lo sucedido: era una trampa. A Lydia le habían traicionado y Juanjo había puesto a disposición del programa una serie de mensajes que jamás salieron del móvil de la colaboradora. Al parecer, el joven habría ideado todo esto para arañar unos minutos de televisión y llegar a 'MYHYV'. "Eres un sinvergüenza", le decía Antonio Montero, sin cortarse. Lozano se revolvía con cada palabra que se leía en el programa y que ella no había escrito. "Ese no es el estilo de Lydia", apostillaba Belén Rodríguez, que desde que empezó todo este lío se ha mantenido fiel a su amiga, defendiéndola y creyendo su versión.

La rubia más emotiva del programa ha vuelto a repetir que su único fallo fue querer ver las imágenes: "La información es poder. Lo de que quise vender las imágenes a Socialité se demostró que fue una broma con Patiño. Yo estoy muy segura de lo que he hecho. Nunca he tenido la intención de ganar dinero".

Con todo aclarado, y con Juanjo pillado en pleno directo, parece que el la periodista cierra este desagradable episodio laboral, que tantas lágrimas le ha hecho derramar en las últimas horas.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?