La última gala de OT ha estado plaga de momentos ya para el recuerdo. Algunos buenos, otros no tanto. El pezón de María camino a los coches conseguía revolucionar a la audiencia -y a la concursante, que pensaba que no iban a emitirlo-, pero iba a tener un serio rival mediático con la llegada de C. Tangana. El cantante presentaba nuevo single y dejaba al público y al presentador con la palabra en la boca… ¡Menudo plantón!

Artículo relacionado

En la Academia no están acostumbrados a estas cosas. Cada artista que pisa el escenario de OT acaba dedicándoles unas palabras a los concursantes. Un clásico que lleva así edición tras edición. Con lo que, claro, el plantonazo de C. Tangana todavía ha resultado más llamativo. El cantante acudía a la gala -algo que ya había sorprendido a más de uno- junto al Niño de Elche para presentar su nuevo single. Un emocionante momento que acabó de forma abrupta.

Tras finalizar la actuación, Tangana se apartaba del micro, bebía un vaso de whisky y se marchaba del plató, dejando a los espectadores, al público presente y al propio Roberto Leal sin saber qué hacer. El presentador recogía el testigo y le dedicaba un sonoro “¡Hasta luego, Mari Carmen!”, tan de Noemí Galera y, como no, Belén Esteban. Vamos, que si se marchaba sin decir nada, pues tampoco lo iban a lamentar.

Risas entre pasillos

Tangana no se pronunciaba al respecto pero colgaba en su perfil de instagram un vídeo más que revelador. Riéndose a mandíbula batiente, el cantante dejaba claro que le había encantado la cara con la que se habían quedado los de OT tras su salida sin despedirse.