María Teresa Campos no puede ocultar la tristeza que le produce imaginarse que ya no va a ver a Mila Ximénez nunca más. La presentadora encaja uno de los golpes más duros de su vida. El pasado 23 de julio, la colaboradora de Sálvameperdía la vida a causa de un cáncer de pulmón. Hasta el último momento estuvo luchando por seguir hacia delante, su familia le ha estado arropando de manera incansable y hoy Mediaset le está rindiendo un especial homenaje en honor a toda su trayectoria profesional en la cadena. Kiko Matamoros ha entrado vía telefónica y se ha roto al recordar a su compañera, algo que también le ha pasado a la abuela de Alejandra Rubio. María Teresa ha reconocido que se encuentra muy afectada y ha intentado buscar consuelo en Jorge Javier Vázquez.

Artículo recomendado

Un viaje: la sorpresa con la que Mila Ximénez quería honrar a sus hermanos

Un viaje: la sorpresa con la que Mila Ximénez quería honrar a sus hermanos

María Teresa Campos ha entrado en pleno directo y, sin poder contener el llanto, se ha desahogado con Jorge Javier. Aunque el presentador ha llevado la batuta del programa con la mejor de la actitudes, no ha podido evitar venirse abajo al escuchar a la madre de Terelu Campos romperse.

"No es el mejor de mis días porque ayer, aunque las cosas se sepan, cuando a una persona la aprecias, has tenido contacto con ella, hemos sido compañeras, ahí quedó una historia que un día conectamos las dos... Y hoy Jorge te admiro profundamente porque hagas el programa como lo estás haciendo que es como ella quería, es como si no hubiera pasado nada", le ha confesado María Teresa Campos conmocionada a Jorge Javier Vázquez.

Artículo recomendado

Mila Ximénez, inmortal

Mila Ximénez, inmortal

Además, ha querido hacer público el mensaje que Terelu Campos le dio hace un par de semanas cuando la situación de Mila Ximénez era ya irremediable: "Yo soy más débil, era una amiga. Por la mañana tengo la costumbre de hacer ejercicios de respiración y he estado mucho tiempo pidiendo milagros para que no se fuera. Sabes el contacto de mi hija con ella y Terelu me dijo hace varias semanas 'he estado con Mila y me dijo me voy, mamá se nos va. Te puse un mensaje y te dije 'déjame unos días para que me recomponga'... Yo es que no me lo acabo de creer, no sé si es un problema, no me puedo creer que esté ahí. La valentía que ha tenido para morir. Lo valiente que ha sido", ha rematado María Teresa en su intervención recordando con mucho cariño a su queridísima Mila.