Lola Ortiz está pasando una de las semanas más duras de su vida. El pasado fin de semana su novio Luis Ojeda perdió la vida y desde entonces la que fuera tronista de ‘Mujeres y hombres y viceversa’ ha estado muy ausente de sus redes sociales. A las pocas horas de la triste noticia sí que apareció para dar las gracias a sus seguidores por el apoyo y para comentar lo mucho que ya echaba de menos al hombre con el que compartía su vida y con el que publicaba imágenes de forma constante para mostrar lo bien que iban las cosas entre ellos. Pero salvo esto, ha preferido alejarse unos días de todo para poder desconectar. Hasta hoy, que ha subido un vídeo para explicar cómo se encuentra.

Artículo recomendado

Lola Ortiz no olvida y envía un mensaje cargado de amor a Luis Ojeda, su novio fallecido

Lola Ortiz no olvida y envía un mensaje cargado de amor a Luis Ojeda, su novio fallecido

A través de su Instagram, Lola Ortiz ha querido “dar muchas gracias a todos”. La que fuera concursante de ‘Supervivientes’ ha pedido comprensión porque “espero que entiendan que esta semana no me apetece hacer nada por aquí”. Como necesita unos días para ella y para asimilar todo lo que está sucediendo, ha tomado la decisión de “aplazar trabajo para la semana que viene, porque para mí es complicado tener que estar grabándome y poniendo una sonrisa”. Hay que recordar que en la actualidad, gran parte del trabajo de Lola pasa por las redes sociales y por transmitir una imagen positiva, algo que ahora le cuesta un poco.

Lola Ortiz

Lola Ortiz reaparece muy emocionada.

Instagram @lolita_ol

Pero Lola Ortiz lo tiene claro. La próxima semana va a retomar su trabajo porque seguro que le ayuda a remontar tras la pérdida de su novio Luis Ojeda. “He querido desconectar y tener esta semana para mí. El lunes voy a volver al trabajo”, ha comunicado a sus seguidores a los que les ha dicho que “les quiero mandar un beso y decir que estoy bien”. Para terminar su aparición en Instagram, ha compartido un mensaje de la filosofía de que golpes como este tienen que ayudar a valorar más que nunca la vida y todas las cosas bonitas que hay en ella.