Kiko Matamoros es uno de los grandes protagonistas de la próxima edición de 'Supervivientes'. El colaborador ha puesto rumbo a Honduras junto a sus compañeros para embarcarse en la que será, sin duda, la aventura de su vida. “Se va con muchos miedos”, confesaban sus compañeros de 'Sálvame' días antes. También Jorge Javier, en su blog de 'Lecturas', confesaba las últimas palabras que le había dicho Kiko Matamoros en su despedida. “No me salió la voz”, se lamentaba Jorge Javier. ¿Qué le dijo?

Artículo recomendado

'Supervivientes 2022': Lara Álvarez, entusiasmada, pone rumbo a Honduras con un cambio en su equipaje

'Supervivientes 2022': Lara Álvarez, entusiasmada, pone rumbo a Honduras con un cambio en su equipaje

Incluso ha aceptado bajarse el caché para no tener que compartir esta experiencia con su ex, Makoke. Kiko Matamoros se encuentra ya en capilla para el estreno de 'Supervivientes 2022'. El colaborador se separa temporalmente de su pareja, Marta López Álamo, para entregarse al máximo en el reality de aventura más extremo. Allí, claro, se encontrará con Jorge Javier cada semana.El presentador tuvo unas cariñosas palabras hacia Matamoros en su blog de 'Lecturas' y también desveló qué es lo último que le dijo.

“El viernes, cuando se despidió de mí antes de ir al concurso, me dijo al oído: “Te quiero, cabrón”, escribe Jorge Javier para esta publicación. “Yo, como de costumbre cuando me dicen cosas bonitas, me quedé bloqueado y a punto estuve de decirle: “Yo también”. Pero no me salió la voz”. Jorge Javier guarda un enorme cariño por Kiko Matamoros. Juntos tienen muy presente a una persona fundamental para ambos: Mila Ximénez.

Kiko Matamoros

Kiko Matamoros, en el aeropuerto antes de poner rumbo a Honduras

Gtres

“Lo está pasando mal”

Carmen Borrego se sinceraba acerca de los días previos de Kiko Matamoros a tener que hacer la maleta. “Es que él ahora está súper a gusto y ve que llega ya el día de marcharse...”. Matamoros se marcha a la isla con miedos. No por su relación con Marta López Álamo, que está más que consolidada, sino por los cambios que puedan ocurrir, en general, en su ausencia. Separarse de todo durante tres meses no es tarea fácil, sin duda.