Los 50 años de la reina Letizia nos están permitiendo descubrir detalles hasta ahora desconocidos de la mujer de Felipe VI. El País Semanal ha hecho un extenso reportaje en el que han hecho público la enfermedad crónica que padece la madre de Leonor y Sofía, además de nuevas y curiosas informaciones referentes a su persona.

Hasta ahora todos pensábamos que la consorte era una apasionada de los zapatos de tacón. En su vestidor podemos encontrar hasta un centenar de todas las formas, colores y estilos posibles. Sin embargo, ha sido ahora cuando dicha publicación ha compartido que no es que no le gusten, sino que los “aborrece”.

Artículo recomendado

La desconocida manía de la reina Letizia con los caramelos de menta sale a la luz

La desconocida manía de la reina Letizia con los caramelos de menta sale a la luz
Letizia
GTRES

Desde hace años, Letizia padece metatarsalgia, una enfermedad crónica provocada por el uso excesivo de zapatos de tacón que le provoca un fuerte dolor en la planta del pie. Se trata de una dolencia que si no se trata puede desencadenar, en función del grado, en dolor en rodillas, caderas o incluso necesitar de cirugía en el peor de los casos. Ante esto, llama aún más la atención que la Reina siga utilizando este tipo de calzado con el que se desenvuelve a las mil maravillas.

Artículo recomendado

La infanta Sofía sigue los pasos de la princesa Leonor: ¡también quiere estudiar en Gales!

La infanta Sofía sigue los pasos de la princesa Leonor: ¡también quiere estudiar en Gales!

Ahora cobra un significado especial la transformación que hace desde hace varios años en muchos de sus stilettos, a los que añade una pequeña plataforma para minimizar este daño irreparable o, como este verano, que en la mayoría de sus apariciones públicas ha optado por calzado plano o en su defecto alpargatas, su alternativa al tacón favorita durante los meses de calor. Además, el tratamiento está centrado en el descanso o el uso de calzado adecuado.

Será la próxima semana cuando doña Letizia vuelva al trabajo después de un verano muy intenso en el que, por primera vez, ha ampliado su estancia en Mallorca y ha expuesto su faceta más natural.