La gira caribeña de los duques de Cambridge llegó a su fin y Kate Middleton y el príncipe Guillermo volaron de regreso a Reino Unido. Han sido siete días de intenso trabajo en los que los duques incluso tuvieron que cambiar de planes para evitar la polémica. Fue en Belice, su primera etapa del viaje, cuando los residentes de una de las granjas de cacao que tenían previsto visitar se negaron a que los duques aterrizaran en su territorio. La comitiva real decidió entonces visitar otra granja de cacao que no puso ningún impedimento para recibir a los duques.

Artículo recomendado

Kate Middleton y Guillermo, en sus últimas 24 horas de viaje: tiburones, Bob Marley y bobsled

Kate Middleton y Guillermo, en sus últimas 24 horas de viaje: tiburones, Bob Marley y bobsled

Kate Middleton ha sorprendido con sus looks en esta gira. En su despedida optó por un vestido de una de sus diseñadoras favoritas, Alessandra Rich, con un diseño de seda con estampado floral blanco y amarillo, y zapatos de salón blancos de Gianvito Rossi.

Kate y Guillermo

Kate Middleton, con un vestido estampado de Alessandra Rich.

Gtres

Los duques de Cambridge han sustituido en este viaje a la soberana británica, cuyo estado de salud es delicado sobre todo desde que contrajo la covid-19. Este tour por tres países de la Commonwealth es uno de los acontecimientos correspondientes al Jubileo de Platino de la reina, que este año celebra 70 años de su ascenso al trono.

Tras visitar Belice, los duques de Cambridge volaron a Jamaica y de allí a las Bahamas. En la última etapa de su gira, tanto Kate como Guillermo protagonizaron unas entrañables escenas con los niños de un colegio que visitaron. Padres de tres hijos, saben perfectamente cómo tratar a los más pequeños. Estuvieron jugando al fútbol, escuchando sus historias y compartiendo con ellos un rato de lo más agradable.

Kate Middleton

Kate Middleton, conversando con los niños del colegio que visitaron en Grand Bahama.

Gtres