El duque de York ha vuelto a ver cómo desde Buckingham Palace han tomado una decisión que afecta a su carrera laboral. Desde que se conoció su implicación en los papeles del caso Epstein, uno de los casos de abusos sexuales más sonados de todos los tiempos, Isabel II ha preferido que su ojito derecho se desvincule cuanto más mejor de la familia real británica. Este verano se cumple un año desde que el nombre del exmarido de Sarah Ferguson saliera en los polémicos papeles y desde entonces son varios los pasos que la reina de Inglaterra ha dado para restarle protagonismo. Quitarle algunas de sus funciones reales o no permitirle acudir a actos oficiales relacionados con la corona son algunos de ellos. Ahora hay algo más que demuestra que desde palacio siguen preocupados por cómo puede influir su deteriorada imagen en la institución.

Artículo relacionado

El último paso que han dado ha sido el de eliminar la página web oficial del duque de York. Hasta ahora el padre de Eugenia y Beatriz de York contaba con su propia web. En ella se informaba sobre todas las actividades que el hijo de Isabel II llevaba a cabo cuando representaba a la corona. Desde otoño del año pasado esta web no tenía actividad pero seguía abierta. Ahora, con el paso del tiempo y teniendo en cuenta que ya no sirve para nada, desde Buckingham Palace han preferido eliminarla y que no quede ni rastro de ella.

Andrés de York

Un nuevo varapalo para el príncipe Andrés que continuamente tiene que asumir cambios en su vida laboral y personal. Otro de los últimos ha sido que se ha quedado sin sus vacaciones en la costa española. Tenía pensado viajar unos días a nuestro país para disfrutar del sol y del golf, pero por temor a que puedan detenerle si sale de Reino Unido ha decidido pasar un verano en su país natal y sacrificar de alguna forma sus vacaciones.