La fiesta duró hasta altas horas de la mañana. Alrededor de las 6 de la mañana la boda de Belén Esteban y Miguel llegaba a su fin. De los 264 invitados a la ceremonia muchos decidieron salir en coche hasta sus casas, mientras que otros optaron por dormir en las habitaciones del complejo hotelero.

Ylenia, Luis Rollán y Kike Calleja fueron de los últimos que abandonaron la finca y a juzgar por los vídeos que publicaron seguían con la fiesta en el cuerpo. "Nos lo hemos pasado genial, viva Belén Esteban", decía la exconcursante de Gran Hermano desde un taxi. Por su parte, Belén Rodríguez prefirió quedarse en el hotel a descansar "ha sido genial, yo me fui a dormir sobre las 4 de la mañana", le comentaba a María Patiño, quien además de disfrutar "al máximo" de la velada, ha estado en directo desde Socialité contando todos los detalles.

Artículo relacionado

Ylenia ha confesado que tanto Lydia Lozano como María Patiño fueron el alma de la fiesta: "En medio de la boda cogió el micrófono y dijo besaros todos, abrazaros". Además de ser una de las mejor vestidas, Anabel Pantoja, fue una de las que más disfrutó: "Lo de ayer, no tuvo nombre. Me lo pasé regular nada más", bromeaba con una imagen de su precioso estilismo.

Por si esto fuera poco, Laura Fa perdió uno de sus zapatos. Ha sido María Patiño quien ha confesado entre risas en directo que había sido ella misma quien se lo había quitado.