Laura Madrueño se ha convertido en estos días en uno de los rostros habituales de los programas de Telecinco. La presentadora del tiempo entra cada mañana en ‘El programa de Ana Rosa’ y por las tardes en ‘Sálvame’ para comentar cómo va el temporal que comenzó con Filomena y que sigue ahora con las lluvias. Esta mañana, cuando ha intervenido en el programa de Ana Rosa Quintana, ha sucedido algo que Laura no esperaba y que le ha dejado un tanto atónita porque… ¡Ha recibido una regañina por parte de la presentadora de las mañanas de Telecinco!

Artículo recomendado

Ana Rosa Quintana, tras cumplir 65 años, confiesa por qué no se quiere jubilar

Ana Rosa Quintana, tras cumplir 65 años, confiesa por qué no se quiere jubilar

Justo cuando Laura Madrueño ha empezado a hablar para explicar el mapa meteorológico, Ana Rosa Quintana le ha interrumpido. La presentadora tenía una duda sobre el grafismo que su compañera muestra cada día en pantalla y en el que aparece el mapa de España con sol, nubes o lluvia. El comentario que le ha hecho Ana Rosa a Laura es que no comprende la razón por la que Ceuta no aparece representada en el mapa. “¿Te puedo pedir un favor, Laura? Antes de que cuentes las temperaturas, ¿por qué no pones en el mapa del tiempo a Ceuta?”, ha sido la forma en la que le ha comentado su duda.

Laura Madrueño

Laura Madrueño en 'El programa de Ana Rosa'.

Telecinco

En un primer momento Laura Madrueño se ha quedado sin palabras, pero a los pocos segundos ha reaccionado y ha hecho gala de la naturalidad con la que ha destacado en los últimos días. Con total sinceridad, la encargada de contar la información meteorológica, ha asegurado que Ceuta no aparece “porque no nos cabe”. Para disculparse, Laura ha recordado que hay otras ciudades que tampoco aparecen. Una explicación que a Ana Rosa Quintana no ha convencido, algo que ha argumentado diciendo que en el caso de Ceuta debería aparecer porque “es una Ciudad Autónoma”. Así que la presentadora del matinal ha hecho una petición a los encargados de grafismo diciéndoles que “algo hay que hacer. Habrá que arreglarlo”.