Ana Obregón no se separa de la cama de su padre, Javier, donde este lleva unos días hospitalizado. El patriarca de los García Obregón, a sus 95 años, lucha por su vida. Por suerte, no lo enfrenta solo, a su lado, todos sus hijos; demostrando, una vez más, que son una familia muy unida.

Artículo relacionado

“Papá, estás luchando positivamente en ese hospital como el campeón que has sido toda la vida. Un campeón de 95 años”, le dedica Ana Obregón. Unas palabras que vienen acompañadas de una foto de ella abrazando a su progenitor, sonriendo, felices, cuando la vida era más vida. Antes de que Álex se marchara demasiado pronto y de que su abuela, Ana, le acompañara solo un año después. Demasiado sufrimiento con el que está lidiando la presentadora…

Ana Obregón padre

Ana Obregón lanza un grito desesperado de lucha a su padre, ingresado en el hospital

@ana_obregon_oficial

“Yo soy muy egoísta”, continúa, “y necesito estar más tiempo contigo, porque no sé hasta qué punto el ser humano puede aguantar tanto dolor si te fueras ahora. Entiendo que quieras reunirte con Mamá pero, por favor, quiero volver a sonreír contigo… un poco más”. Ana Obregón se plantea cómo enfrentaría la situación si, en el mismo año, perdiese a sus dos progenitores, ellos que han sido su báculo en este etapa tan difícil desde que su Álex enfermó.

Artículo relacionado

La presentadora goza del enorme cariño del público, y, una vez más, este se lo ha demostrado con creces. Desde que se ha conocido la noticia, Ana Obregón ha visto inundadas sus redes sociales de mensajes de ánimo y fuerza y a todos ellos ha querido dar las gracias por la enorme empatía que demuestran con ella, “ahora entenderéis mi silencio”, añade a modo de explicación por su ausencia tan marcada en redes, “hay veces que no existen palabras”. Y por último, le hace una petición al patriarca, "lucha". Él, igual que siempre lo lo ha hecho, hará todo lo posible para complacer a su hijita.