Si hay alguien que ha vivido con muchos nervios el enfrentamientoque esta semana han protagonizado María Teresa Campos con Antonio David Flores y Rocío Floresesa ha sido Terelu Campos. A la colaboradora no le gusta que su madre se vea inmersa en estas cuestiones y esta tarde en ‘Viva la Vida’ se ha mostrado de lo más enfadada con este asunto. Al preguntarle sobre qué opina ella de la actitud de Rocío Flores en este conflicto con María Teresa, Terelu se ha puesto muy seria y ha asegurado que no va a pronunciarse sobre la joven, ya que es algo que nunca ha hecho y piensa seguir en la misma línea.

Artículo relacionado

“Como me voy reafirmando, callada como en misa. No doy lecciones de madre ni de padre a nadie, no tengo las santas narices”, ha dicho para no entrar en la polémica que existe entre Rocío Carrasco, Antonio David Flores y la hija que tienen en común. Si algo tiene claro Terelu es que ante todo es amiga de la hija de Rocío Jurado y que de ninguna manera le va a traicionar. “No doy lecciones a nadie de cómo tiene que ser madre. Ni se me ocurre ese atrevimiento. ¿Que los demás lo hacen? Pues genial. Yo no tengo ese arrojo”, ha dicho dejando claro que no se va a mojar en este asunto.

Terelu Campos Viva la vida

Ha habido algo que a Terelu le ha costado mucho, y es que los demás pretendan que hable, que se moje y que “me digan cómo tengo que ser”. La colaboradora se ha mostrado de lo más indignada más enfadada que nunca ha hecho una petición. “¿Se me quiere dejar a mí con 55 años que tengo y más de 30 de profesión decir lo que yo quiero y de la manera que yo quiero y no de la que quieren los demás?”. Esto es algo que a la madre de Alejandra Rubio le pone muy nerviosa. “Estoy hasta el moño de que se me intente enmendar la plana a mí. Alguna virtud debo de tener, poca pero alguna”, ha concluido en esta petición para que le dejen tranquila.