Hace solo unos días, escuchábamos a Gloria Mohedano lanzar unas palabras de lo más contundentes a su sobrina Rocío Carrasco. Ella le pedía, por favor, que se congraciara con sus hijos, con quienes no tiene relación desde hace años, tras negarse estos a vivir con su progenitora. Ahora, en su misma estela, su marido, José Antonio Rodriguez, también le hace una petición muy importante para él.

Artículo relacionado

El programa del verano ha hablado con Rodríguez que ha sido más duro que su mujer. “No veo lógico que unos niños se críen sin su madre”, dice sin poder ocultar su resentimiento hacia su sobrina política. Destaca “la falta” que Rocío habría hecho a sus hijos, especialmente cuando eran más pequeños; y aclara que eso es lo que más hiere a su esposa. Tiene claro que su sobrina debería aprender a perdonar “por mucho que (sus hijos) hayan hecho” y así impedir el sufrimiento de su prole. “Por muy graves que sean las cosas entre padres e hijos, no deben llegar al punto donde han llegado”, asevera.

Ella (por Rocío Carrasco) no quiere nada con nosotros… que ella haga su vida, que sea feliz y nosotros intentaremos ser felices nosotros”, dice acerca de la ausencia de relación entre la colaboradora y su familia materna. Y ve negrísimo el futuro del museo de Rocío Jurado, “no creo que lleguemos a ver el perdón de Rocío a us hijos, igual que tampoco creo que vayamos a ver el museo”.

Una vez más, la familia Mohedano ha hecho piña en torno a Rocío y David, y esta es su manera de demostrarle que estarán con ellos pase lo que pase.