Rocío Carrasco se ha sentado en el plató de 'El Programa de AR' dispuesta a dar respuesta a todas las polémicas familiares. Una reaparición televisiva totalmente inesperada que cobra una mayor relevancia al tratarse del programa en el que trabaja su hija Rocío Flores. "No tengo miedo", manifestaba la hija de Rocío Jurado muy firme y es que tal y como ella le ha recordado a sus detractores nadie le va a callar de ahora en adelante.

Artículo recomendado

Rocío Carrasco da un golpe sobre la mesa ‘ocupando’ el sitio de su hija, Rocío Flores, en ‘El programa de AR’

Rocío Carrasco da un golpe sobre la mesa ‘ocupando’ el sitio de su hija, Rocío Flores, en ‘El programa de AR’

Si hay algo que le produce un fuerte dolor es que se siga señalando a su marido como una persona manipuladora. Para Rocío Carrasco, Fidel Albiac es su salvador y por mucho que su entorno familiar más mediático le culpe de todo, ella no duda en sacar la cara por él las veces que sea necesario. Este fin de semana a José Ortega Cano no le temblaba la voz al pronunciar su nombre como culpable, junto a Rocío, de sacarle de una forma apresurada de Montealto.

Artículo recomendado

Rocío Carrasco lanza un sentido reproche a Gloria Camila con el que deja ver su desconcierto

Rocío Carrasco lanza un sentido reproche a Gloria Camila con el que deja ver su desconcierto

Si no ha dudado en abordar las polémicas con su hermana Gloria Camila, o con su propia hija, Rocío Flores; cuando el nombre de su marido ha salido a relucir también ha aclarado por qué durante todos estos años, Fidel Albiac ha sido puesto en entredicho en incontables ocasiones. “‘El ser’ ha ido minando, y ha ido creando un caldo de cultivo donde ha puesto el foco ene Fidel para que no se pusiera en él, y todo lo que él ha hecho lo ha puesto en Fidel como si lo hiciera Fidel”. Y desvelaba cómo era el modus operandi de Antonio David Flores. “‘El ser’ iba al colaborador de turno a decirle mira lo que ha pasado… Él se valía de poner por delante a gente para luego él salirse con evasivas y que, al final, se fuera en contra de la persona, de la cadena, del presentador, de conductor… le da totalmente igual. Él va haciendo eso y va creando ese caldo de cultivo y va creando esa imagen. Pero igual que la imagen que ha creado de mí. Yo me he tirado 20 años escuchando versiones que no tienen nada que ver con la realidad y a día de hoy sigue ocurriendo, mala madre, mala hija, mala sobrina, mala todo”.

Rocío Carrasco tiene clarísimo que su pareja no piensa acudir a un plató a defenderse ni a dar su versión. “Él sigue, lo ha hecho y lo seguirá haciendo donde él considera que debe hacerlo: que es por la vía legal”.