Son la viva imagen de la FELICIDAD en mayúsculas. Marisa Jara ya está en casa con su pequeño Tomás, que vino al mundo este viernes 1 de abril. Uno de los meses más especiales y mágicos para la modelo y diseñadora, y su pareja, el empresario Miguel Almansa, por muchas razones pero, sobre todo, por ver cumplido su sueño de convertirse en padres de su primer hijo. Marisa Jara ha recibido el alta este martes 5 de abril y presentaba a su bebé ante las puertas del hospital de Sevilla, la ciudad de sus amores, arropada por su chico. Los rostros de enamorados al mirarle la carita al pequeño Tomás no engañan a nadie: ha sido un auténtico flechazo. Sin embargo, al hablar del nacimiento de su hijo no ha podido evitar romperse mientras cuenta en este vídeo los problemas que ha tenido durante su parto por cesárea: "Ha sido un poco complicado".

Artículo recomendado

Marisa Jara da a luz a su primer hijo, Tomás: "No tengo palabras"

Marisa Jara da a luz a su primer hijo, Tomás: "No tengo palabras"

Miedo, preocupación, pero también esperanza en que llegara este momento. Y por fin llegó el viernes 1 de abril. El camino de Marisa Jara hasta convertirse en madre primeriza ha sido muy complicado, frustrante a veces, también angustioso, con ganas de tirar la toalla. La modelo y diseñadora se enfrentaba a un embarazo de alto riesgo después de haber superado un cáncer de estómago y haberse sometido a diecinueve operaciones por la endometriosis, un dolorosísimo y desconocido trastorno a nivel de útero, que le diagnosticaron hace años.

Marisa Jara hijo

Marisa Jara da a luz a su primer hijo.

INSTAGRAM @marisajarab

Artículo recomendado

Marisa Jara revela el valor sentimental del nombre de su primer hijo

Marisa Jara revela el valor sentimental del nombre de su primer hijo

Ha extremado los cuidados y se ha dejado mimar por su chico Miguel, que ha estado a su lado en todo momento. Este fin de semana, ambos posaban en Instagram en la primera foto que compartían en redes junto a su precioso bebé, su "príncipe" Tomás, que lleva el nombre del padre de la modelo. "¡Bienvenido Tomás! Te amamos con toda nuestra alma. Gracias Dios mío por cumplir nuestro sueño. Hoy es el día más bonito de mi vida, no tengo palabras para describir tanto amor", escribía junto a la imagen Marisa, que se describía como "la mujer más feliz del mundo".

Aunque aún está en una montaña rusa de emociones, y admite que le cuesta describir todo lo que está sintiendo, la orgullosa mamá ha revelado que su pequeño ha pesado 4 kilos 300 gramos, y se han recuperado del parto de manera óptima. Ahora empieza una nueva aventura para la preciosa familia que forman: acompañar a Tomás en los primeros pasos en la vida.