La audiencia aún no tiene muy claro qué une al Maestro Joao a Luismi, a quien él denomina “el niño”. ¿Amigos? ¿Amigos y algo más? El joven dice que ambos mantienen una relación “bastante especial” y que le conoce desde que tiene 13 años (ahora tiene 23). Están muy unidos y Joao deseaba verle en Honduras, por lo que se desilusionó cuando el programa le llevó a su sobrina. Para resarcirse, ‘Supervivientes’ le ha permitido hablar con Luismi algunos segundos, una sorpresa que sí ha gustado al rumpólogo.

Artículo relacionado

Nada más escuchar la voz de Luis, Joao se deshacía. Le veíamos perderse en un mar de lágrimas de alegría y ‘te quieros’. Al otro lado del teléfono, en plató, el veinteañero le repetía el buen concurso que estaba haciendo, “eres el mejor superviviente, antes de irte, ya lo eras”. El adivino quería saber qué tal le veía “¿estoy haciendo el ridículo? ¿hago muchas tonterías?”, “¡Para nada eres la alegría!”.

Joao estaba verdaderamente nervioso y no sabía cuánto iba a durar la conexión con esta persona tan especial para él, por eso ha aprovechado cada segundo para hacérselo saber: “Eres muy joven pero eres muy grande. Tú me devolviste la vida, acuérdate. Eres un hombre maravilloso. Te doy las gracias por estar en mi vida”. Luismi sonreía y le mandaba toda su buena energía para que le acompañe en esta recta final del concurso.