No ha podido aguantar más. Aurah Ruiz se ha derrumbado pocas horas después de tener que dejar a su hijo en casa mientras entraba en GH VIP. La extronista se ha sincerado con sus compañeros, narrándoles su dura experiencia vital, el día a día de su hijo y la nula relación con su padre. Un mazazo que ha hecho que se viniese abajo y rompiese a llorar. Por suerte, todos se han volcado con ella, animándola y entendiéndola...

Artículo relacionado

Aurah Ruiz es una mujer fuerte. Eso lo ha dejado muy claro a lo largo de este año en el que ha sido madre. Su bebé nacía con una enfermedad congénita que le obligaba a permanecer en el hospital durante sus diez primeros meses de vida. Una experiencia muy dura que le ha servido para relativizarlo todo y entender que su hijo es siempre lo primero. Ahora, por primera vez, se ha separado de él para poder costear un tratamiento en Estados Unidos con lo que gane en Guadalix.

La extronista se ha sincerado con sus compañeros. Junto a Mónica Hoyos y Suso, al que conoce de hace tiempo, ha hablado por primera vez de Jesé y de su ruptura. Sin querer entrar en muchos detalles -aunque no ha podido evitarlo-, Aurah ha roto su silencio por primera vez. Hasta ahora, habíamos podido seguir sus redes sociales pero nunca había hablado así de claro. Por mucho que pase el tiempo, sigue sin entender por qué rompió la relación el padre de su hijo. Aunque tampoco le importa. “Me pueden hacer daño a mí”, aseguraba, pero nunca a su pequeño.

Muy emocionada, Aurah recordaba lo duro que fue tener a su hijo y ver que estaba enfermo. Los primeros meses, tal y como narraba, Jesé estaba a tope con el pequeño, pero tras la ruptura ya no ha vuelto a ser lo mismo. Incluso parecía asegurar que el futbolista pudiera tener dudas de que fuese hijo suyo. “Es igual que su padre”, explicaba. Además, Ruiz detallaba que tanto ella como el deportista se habían hecho pruebas para saber más sobre la enfermedad de su hijo.