Hoy ha sido un día muy señalado en televisión. El programa ‘Mujeres y hombres y viceversa’ ha llegado a su fin después de trece años de emisión. En el plató del programa presentado por Jesús Vázquez se han vivido un sinfín de emociones. Son muchos los pretendientes y tronistas que han pasado por el ‘dating show’ a lo largo de su historia los que han estado hoy allí para la gran despedida. Y no solo eso. Quienes han presentado el espacio de Cuatro durante estos años han tenido palabras muy bonitas para la experiencia que han vivido ahí. Eso sí, hay algo que tiene que ver con los presentadores que ha llamado mucho la atención y no es otra cosa que la ausencia de Emma García en un día tan señalado.

Artículo relacionado

La presentadora ha enviado un mensaje en forma de vídeo para esta despedida de ‘Mujeres y hombres y viceversa’. Teniendo en cuenta que fue la que comenzó este programa y que estuvo más años que ningún otro sentada en las escaleras más famosas de la televisión, no ha querido faltar en este instante tan señalado. Pero ha extrañado que lo haya hecho de esta forma tan breve y que no haya estado en el plató. Ni siquiera ha entrado en directo, algo que sí que ha hecho Toñi Moreno, que también presentó el programa durante un tiempo. Sea como sea, Emma ha asegurado que su experiencia en este formato no la olvidará nunca.

Jesús Vázquez

Jesús Vázquez, muy emocionado en el final del programa.

Cuatro

El punto opuesto lo ha marcado Jesús Vázquez. El presentador, que se ha encargado del programa en esta última etapa, incluso ha derramado lágrimas en la despedida. Pese al poco tiempo que ha estado en ‘Mujeres y hombres y viceversa’ para él ha sido una experiencia muy enriquecedora. El momento más emotivo ha sido cuando Jesús le ha dedicado unas palabras preciosas al equipo del programa y en especial a Nagore Robles, con quien se ha mostrado muy agradecido por la ayuda que le ha prestado en este tiempo. "Cuando llegué a este programa estaba muy perdido porque no lo seguía, ya que se emitía en una franja horaria en la que nunca estoy viendo la tele. Has sido una compañera magnífica, generosa, que siempre me has sacado las castañas del fuego", le ha dicho Jesús a la asesora del amor, que inevitablemente también ha roto a llorar.