Emma García ha tenido una tarde complicada en ‘Viva la Vida’. Los colaboradores se han mostrado hoy más intensos que nunca. En el plató han abordado temas de lo más diferentes, y una tarde más el de Rocío Carrasco y su conflicto familiar ha sido el que ha despertado más rifirrafes entre quienes se encontraban en el programa. Todos han querido hablar a la vez en varias ocasiones, han levantado la voz y han mostrado opiniones muy diferentes sobre esta cuestión. Ha llegado un momento en el que apenas se entendía lo que decían. En ese instante, Emma no ha dudado en intervenir y hacer gala de su carácter para poner orden.

Artículo recomendado

La reflexión de Emma García sobre los últimos pasos de Rocío Flores con su madre Rocío Carrasco

La reflexión de Emma García sobre los últimos pasos de Rocío Flores con su madre Rocío Carrasco

Muy enfadada, Emma García incluso se ha levantado de su asiento para evitar que el programa se le fuera de las manos. Aunque con quien suele sacar este carácter es con José Antonio Avilés, esta tarde ninguno de los colaboradores de ‘Viva la Vida’ se ha librado porque ella se ha dirigido a todos al decir cabreada “quiero hacer un programa, y el que no lo quiera hacer, que se largue”. Y les ha pedido que por favor “dejarme repartir los turnos, que es mi labor”. De esta forma se ha puesto firme, ha defendido su trabajo y les ha pedido respeto hacia la audiencia. Pero no solo eso. ¡La presentadora también les ha lanzado a los colaboradores una advertencia!

Emma García

Emma García, obligada a poner orden entre los colaboradores de 'Viva la Vida'.

Telecinco

Emma García, cuando uno de los colaboradores le ha preguntado si necesitaba ayuda para poner orden, ha contestado muy tajante y dejando claro que iba a estallar cada vez que fuera necesario. “No me hace falta, porque tengo una mala leche que vais a flipar”, ha comentado dejando claro que no necesita a nadie para gestionar una tarde de lo más intensa por muy desesperada que se muestre por la actitud de sus compañeros.