David Delfín es de los que aprovecha cada oportunidad que tiene para celebrar algo. Él y su pareja, Pablo Sáez, ayer reunieron a un grupo de amigos en la Casa de Campo para disfrutar del sol, la buena temperatura, la primavera y el amor que les une. No hacen falta más motivos.

Artículo relacionado

Entre los invitados a este almuerzo campestre, rodeados de naturaleza, se encontraban Pelayo Díaz (expareja de Delfín), Hiba Abouk, Rossy de Palma, Bibiana Fernández, Melania Pan, Sara Cerro, del equipo del diseñador, o Charlie Centa, pareja de Bimba Bosé. Los amigos fueron invitados por ‘los Delfines’, como llaman a la pareja formada por David y Pablo, y almorzaron en Lago, dentro de la Casa de Campo, una de las zonas con más encanto de este enorme ‘pulmón’ que posee Madrid. Pelayo dio hasta una pista de lo que comieron: un filete empanado acompañado de patatas y pimientos, el plato más repetido en todos los picnics patrios junto con la tortilla.

David, a quien le fueron detectados tres tumores cerebrales el año pasado, sufrió un durísimo golpe a principios de este cuando su amiga, confidente y musa, Bimba Bosé, fallecía a causa del cáncer con metástasis contra el que batalló los dos últimos años de su vida. El malagueño estuvo acompañado por su pareja durante el duelo, y acudió en silla de ruedas para cansarse lo menos posible en el funeral. Tras este fuerte varapalo emocional, el diseñador solo ha querido una cosa: rodearse de sus amigos y vivir con intensidad y felicidad cada instante. Aprovechar cada momento, celebrando, simplemente, la vida.