La relación entre la infanta Elena y Victoria Federica estaría pasando por su momento más tenso. Hace unas semanas saltó a la luz la información de que doña Elena no estaría de acuerdo con el nuevo rumbo que está tomando la vida de su hija, y esto habría fomentado que la tensión entre ellas haya aumentado y haya habido algún que otro enfado. En especial por una razón que hoy han destapado en ‘El Programa de Ana Rosa’, que es que Victoria Federica habría dejado sus estudios universitarios.

Artículo recomendado

Victoria Federica viaja junto a Roca Rey hasta Perú

Victoria Federica viaja junto a Roca Rey hasta Perú

Tal y como ha contado Sandra Aladro, "el problema es que ha dejado la Universidad. Hizo un curso y medio en una universidad americana en Madrid y ha elegido este tipo de vida y ha dejado los estudios. Este es el gran problema de la infanta Elena”. Así que lo que menos le gustaría a doña Elena de la nueva vida de Victoria Federica sería que haya priorizado su trabajo como influencer frente a los estudios.

Victoria Federica
Gtres

A esto hay que añadir lo que ha contado Paloma Barrientos en el plató, que ha dicho que "en lo que no están de acuerdo su madre y su padre es en una exposición pública a cosas que no se deben hacer, aparcar donde no se puede, ir dos en un patinete…". De esta forma ha reiterado lo que ya se ha dicho en anteriores ocasiones sobre que según qué comportamientos públicos de Victoria Federica no gustarían a sus padres.

A todo esto hay que sumar que según informó hace unas semanas la periodista especializada en casa real Consuelo Font, la infanta Elena tiene en los últimos tiempos una enorme preocupación por la deriva que está tomando la vida de su única hija, Victoria Federica, de 22 años. Para la infanta Elena, su hija, a la que llaman Vic, ha encontrado su camino como influencer y como imagen de marcas de moda, como Hoss Intropía, firma por la que ha fichado recientemente. Además, cobra por ir a bolos –y eso que no hace declaraciones– y ya ha sido portada de varias revistas, tanto de moda como del corazón. Para la infanta Elena este tipo de vida frívola y exhibicionista que lleva su hija no es propia de una sobrina del Rey que ocupa el quinto puesto en la línea sucesoria, tras sus primas Leonor y Sofía, su madre la infanta Elena y su hermano, Froilán. A esta preocupación por el comportamiento de Victoria Federica se le une el enfado que Elena de Borbón tendría con su exmarido, Jaime de Marichalar, a quien acusaría de ser el responsable de haber introducido a la joven en el mundo de la moda y las pasarelas.

Jaime de Marichalar y Victoria Federica

Victoria Federica acompaña a su padre, Jaime de Marichalar, a los desfiles de la pasarela de Alta Costura de París.

Gtres

Consuelo Font recogió unas declaraciones de una fuente cercana a la hija mayor del emérito. "Doña Elena tiene miedo de que Victoria Federica caiga en las redes de una multinacional de la moda, que la maneje a su antojo y se le escape definitivamente de las manos. Tras la abdicación de Don Juan Carlos y desde que Don Felipe la eliminó de la familia real, ella ha sido un ejemplo de discreción y le desagrada que su hija sea comidilla de la prensa rosa".