El verdadero gran triunfo de la reina Letizia veinte años después de su boda con el rey Felipe

A lo largo de estas dos décadas, doña Letizia ha conseguido transformar las críticas en halagos, un éxito rotundo en su papel como Reina de España

Rebe avatar
Rebeca Alonso

Redactora digital de Lecturas

Letizia
GTRES

La reina Letizia (51 años) es la gran protagonista de la semana. El próximo miércoles, 22 de mayo, se cumplen 20 años de su boda con Felipe VI, una fecha muy especial que esconde tras de si un camino largo, intenso y, por qué no decirlo, complicado. 

Poco queda de aquella joven periodista e inexperta en cuestiones de la realeza que lo dejó todo por amor para seguir los pasos del apuesto príncipe. Un cuento de hadas que ha estado repleto de altibajos, feroces críticas y situaciones incómodas, pero también de éxitos en el terreno personal y profesional. Si echamos la vista atrás, hoy estamos en disposición de decir que estamos frente a una de las reinas más influyentes del mundo, una mujer que gracias a su trabajo, profesionalidad y tesón ha conseguido hacerse un hueco irremplazable en la Corona. 

Letizia siempre ha demostrado inteligencia, cultura, personalidad, preparación y carácter, mucho carácter. Rasgos que también le llevaron a ser el foco de las críticas durante años, ya que muchos la llegaron a ver como una auténtica "amenaza" para la institución. No podía destacar por encima de su marido, se repetía una y otra vez... 

Letizia
GTRES

El éxito personal de la reina Letizia

La Proclamación de Felipe VI el 19 de junio de 2014 lo cambió todo. Doña Letizia dejó de estar un paso por detrás de don Juan Carlos y la reina Sofía, para situarse al lado de su marido y afrontar este nuevo reto como Reina de España. De hecho, siempre se ha dicho que el Rey encontró en su mujer no solo una compañera de vida sino también un enorme pozo de aprendizaje y apoyo incondicional en lo profesional. 

Muy tenaz en sus decisiones, por mal vistas que estuvieran, siempre tuvo claro que sus dos hijas permanecerían al margen del foco mediático hasta que fuera irremediable por su papel dentro de la familia real. Y así fue... Durante su infancia las apariciones públicas de Leonor y Sofía fueron escasas. No se sabía nada de ellas, eran unas absolutas desconocidas y eso provocó un cisma dentro de la Casa Real. 

Al margen de su papel como madre, doña Letizia ha conseguido aportar esa naturalidad y frescura a la Corona también en el terreno personal. Antes era impensable que viéramos a la reina Sofía de compras por el centro de Madrid o disfrutar de una sesión de cine o una romántica cena para dos. Planes que los actuales reyes repiten cada fin de semana como una pareja más. 

Felipe, Letizia, Leonor y Sofía
GTRES

El verdadero triunfo de la reina Letizia dos décadas después de su boda con Felipe VI

Aunque no es ningún secreto que los inicios no fueron fáciles, desde su ascenso al trono en 2014 Letizia se ha esforzado por dar lo mejor de sí en el terrero institucional. Muy lejos de esa discreción y timidez de la que siempre ha gozado doña Sofía, la Reina se despojaba por completo de la idea de ser un mero complemento y revolucionó el proceder de la Corona con una presencia mucho más activa. De hecho, ella y Victoria de Suecia son las royals más trabajadoras del panorama real. Un paso al frente en su papel como consorte con el que no solo ha conseguido dar presencia a la monarquía en lugares inhóspitos sino también modernizar su imagen. Algo que parecía tarea imposible. 

Todos coinciden en que doña Letizia ha aportado frescura y una perspectiva diferente a la institución, manteniendo un equilibrio perfecto entre la tradición y la modernidad. Además, en los últimos tiempos ha conseguido que sus discursos sean noticia. Una capacidad de comunicar excepcional que le ayuda a dar visibilidad a situaciones que antes pasaban completamente inadvertidas. Solo hay que recordar cuando se atrevió a rapear en un acto sobre la salud mental. 

Sea como fuere, lo que es una realidad es que el gran triunfo de doña Letizia en estos 20 años de matrimonio con don Felipe, al margen de la estabilidad de su relación, ha sido que la tomen en serio en su papel como Reina. La consorte es una pieza clave en el porvenir de la monarquía española, y lo sabe. 

La reina Letizia, un icono de estilo internacional

El estilo de la reina Letizia ha evolucionado mucho desde aquel impresionante vestido rojo de Lorenzo Caprile con el que nos cautivó en la boda de Federico y Mary de Dinamarca. Aunque siempre se ha dicho que le molesta que se le de tanta visibilidad a lo que se pone, lo cierto es que ha conseguido utilizar esa influencia estilística a su favor.

Considerada un icono de estilo dentro y fuera de nuestras fronteras, doña Letizia ha hecho de la moda una forma excepcional de comunicarse. La madre de Leonor y Sofía no deja nada al azar y envía mensajes continuamente a través de sus looks, por sencillos que sean. Blazers de todas las formas y colores, vestidos midi, faldas de silueta lápiz o las alpargatas que ha hecho suyas cada verano. El armario de la Reina está repleto de tendencias. Un buen gusto a la hora de vestir que la ha consagrado como una de las royals mejor vestidas de la realeza europea. 

Loading...