Aunque la reina Letizia es presidenta de honor de Unicef España desde hace años, este martes se hacía público que la consorte había sido nombrada en medio de sus vacaciones de Semana Santa como 'Defensora para la salud mental de la infancia y la adolescencia'. Al aceptar este nombramiento, la mujer de Felipe VI amplía su compromiso con la organización en su ayuda para dar la máxima visibilidad a estos problemas que, cada vez más, sufre la población más joven y promover así el bienestar de la infancia y sus cuidadores.

Artículo recomendado

La reina Letizia recupera su tradición favorita de Semana Santa ante la inminente llegada de Leonor

La reina Letizia recupera su tradición favorita de Semana Santa ante la inminente llegada de Leonor

Según recuerda UNICEF, las actividades de la reina Letizia en el ámbito de la salud mental comenzaron en 2016. Desde entonces, la madre de Leonor y Sofía ha estado en contacto permanente con diferentes organizaciones siempre vinculadas a la salud mental en España y que ha sufrido un claro pico de casos tras el confinamiento. "Damos las gracias a Su Majestad por su compromiso para concienciar, combatir el estigma y aumentar la inversión en salud mental", concluye el comunicado no sin antes agradecerle el gesto: "Para Unicef España es un gran orgullo que nuestra presidenta de honor adquiera ahora también este nuevo rol a nivel mundial", ha asegurado Gustavo Suárez, presidente de UNICEF en nuestro país.

Este importante nombramiento se suma al de Embajadora Especial de las Naciones Unidas para la Nutrición, que posee desde 2015.

Una enfermedad que conoce a la perfección

La reina Letizia conoce desgraciadamente de primera mano las consecuencias que pueden tener los problemas de salud mental. Una dura enfermedad que terminaba con la vida de su hermana Erika hace 15 años. Ahora, tiene la oportunidad de prestar su ayuda a muchas personas que como ella no vieron la luz al final del túnel para que sean capaces de reescribir su presente y su futuro.