Aunque desde un primer momento se le intentó distanciar de la casa real, lo cierto es que Iñaki Urdangarín continúa teniendo muchos apoyos más allá de la infanta Cristina dentro de la casa del Rey. En concreto, el exduque de Palma mantiene una excelente relación con la infanta Elena. Tanto es así que fue la última persona que lo fue a ver a prisión antes de la pandemia y, ahora, ha sido la primera persona a la que él ha decidido visitar tras alcanzar la tan ansiada semilibertad.

Artículo relacionado

Iñaki Urdangarin acudió no dudó la pasada semana en desplazarse hasta la casa que su cuñada tiene en el madrileño barrio del Niño Jesús, en donde, además de la anfitriona, se encontraban también su mujer y su hijo Miguel, quien estudia en Reino Unido y se estaba de visita en España. A ellos también se unieron los hijos de la infanta Elena, Froilán y Victoria Federica.

Iñaki Urdangarin infanta Cristina Elena

Iñaki Urdangarin, la infanta Cristina y la infanta Elena durante el desfile militar del 12 de octubre de 2010

GTRE

Una visita con la que Iñaki Urdangarin y la infanta Elena vuelven a demostrar el gran lazo que les une. Esta se trata, además, de la primera salida, que se tenga constancia, del exduque de Palma después de que el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria Número 1 de Castilla y León le concediera el tercer grado el pasado miércoles 20 de enero.

Artículo relacionado

Desde que estalló el Caso Nóos, la infanta Elena se ha convertido en el gran apoyo de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin, La hermana mayor del rey Felipe VI se mantuvo al lado del matrimonio durante todo el proceso judicial y también ha acudido en numerosas ocasiones a visitar al exduque de Palma a prisión. Ahora, incluso hay quien apunta a que el exduque de Palma podría pasar algunos fines de semana en casa de su cuñada. Una vivienda en el que, curiosamente, también pasó su última noche antes de ingresar en la prisión de Brieva.